Actualizado 27/06/2007 21:20 CET

UE.- Llamazares pide a Zapatero que convoque un referéndum para la aprobación del nuevo Tratado de la UE

CiU insta al Gobierno a recuperar al menos seis de los eurodiputados perdidos en Niza

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente y portavolz del grupo parlamentario IU-ICV, Gaspar Llamazares, pidió hoy al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que convoque un referéndum para la aprobación del futuro nuevo Tratado de reforma de la UE.

Llamazares hizo un llamamiento a la "modestia" a la hora de valorar el resultado del pasado Consejo Europeo, celebrado en Bruselas los días 21, 22 y 23 de este mes, alejado del "triunfalismo" del presidente del Gobierno y de la "catástrofe" del principal partido de la oposición.

Para el secretario general de IU, el mandato resultado de la cumbre europea es un "nuevo retroceso" respecto a los contenidos de la malograda Constitución. Así, consideró que sus "rebajas" perjudican "sobretodo a la Europa de los ciudadanos" y benefician al "modelo neoliberal". "El mínimo común final es el mínimo común conservador" dijo.

Además, quiso señalar como "aspectos positivos" de la pasada cumbre que se haya "evitado la parálisis y el colapso de la UE a 27". "Con esto podrá levantarse y andar al menos un trecho del camino", dijo. Finalmente, Llamazares se manifestó convencido de que Europa "tarde o temprano" tendrá su Constitucón democrática, ya que la idea de una Carta Magna "sigue viva en los corazones de buena parte de los europeos".

Por su parte, el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, explicó que su grupo está "satisfecho", pero no eufórico, de los resultados de la cumbre europea. Bajo su punto de vista, si se compara el texto de la fallida Constitución con el que se propone ahora se comprueba que "no se ha retrocedido tanto" como para afirmar que se ha "reducido a las cenizas" el contenido del Tratado Constitucional que los españoles aprobaron por referéndum.

Duran i Lleida discrepó de la posición manifestada por el PP sobre que el Gobierno debiera haber defendido junto a Polonia el peso que le otorgaba el Tratado de Niza en las votaciones y sostuvo que "en Bruselas se defiende España defendiendo Europa y no al revés". "Ir a Bruselas para atrincherarse con posiciones nacionales, muy respetables, es garantía de fracaso para Europa y para España", aseguró.

CiU defendió el cambio del sistema de voto que establecía Niza por el de la doble mayoría para adecuarlo a la nueva realidad de una UE ampliada a 27 Estados miembros y recordó que cuando se acordó el Tratado de Niza España renunció a 14 diputados en el Parlamento Europeo, por lo que animó a Zapatero a "recuperar" parte de esta presencia parlamentaria perdida, en concreto, entre "seis y ocho" escaños.

A esta petición se unió la diputada de EA Begoña Lasagabaster, que destacó que para la formación a la que representa un parlamento es "tan importante" como un gobierno.

Duran i Lleida consideró que en este último Consejo Europeo el presidente Zapatero consiguió "visualizar" el papel desempeñado por España en esta cumbre, que estuvo presente junto a Francia, Reino Unido y Luxemburgo en la reunión en la que se consiguió convencer a Polonia para que aceptara un acuerdo con respecto al nuevo Tratado de Reforma de la UE.

Por otra parte, pidió al presidente del Gobierno que sea "riguroso" para que durante la Conferencia Intergubernamental (CIG) que debe ultimar la redacción del nuevo Tratado en el próximo semestre bajo presidencia portuguesa no se rebaje más el texto y le preguntó si se prevé alguna participación de las Comunidades Autonómas en los trabajos de la CIG.

PÉRDIDA DE SIMBOLOS

El diputado de ERC Agustí Cerdà lamentó que en la renegociación del nuevo Tratado se hayan perdido los "elementos simbólicos" que habrían dado identidad a la UE como "Estado de estados" y que el Alto Representante de la UE para Asuntos Exteriores siga "supeditado" a los intereses nacionales. También mostró su insatisfacción por que la plena entrada en vigor del sistema de votación por doble mayoría se retrase hasta 2017.

Mientras tanto, el portavoz del grupo parlamentario vasco, Josu Iñaki Erkoreka Gervasio, consideró que el nuevo Tratado "ha salvado lo imprescindible" de la fenecida Constitución. No obstante, consideró que los 'amigos de la Constitución' han "perdido" con el nuevo texto.

"Ibamos a dar un salto de gacela en la construcción y tenemos que conformarnos con ponernos de pie e intentar caminar", señaló. "No es poco, pero no es lo que pedíamos", agregó.

Por su parte, el representante de Coalición Canaria Luis Mardones confió en que la próxima presidencia portuguesa de la UE defienda junto a Francia y España la permanencia en el nuevo Tratado de reforma de las referencias al estatuto de las regiones ultraperiféricas y por tanto, "no tire piedras contra su propio tejado".

El diputado del BNG, Francisco Rodríguez, consideró "lógico", aunque no "aceptable" el sistema de la doble mayoría porque "coloca en una situación muy apurada a los países de tamaño medio y pequeño".

Llamó la atención por otro lado sobre el hecho de que no sean los parlamentos nacionales ni los ciudadanos los que elijan al presidente permanente de la UE que establece el nuevo Tratado, en sustitución de las actuales presidencias semestrales.

Lo más leído

  1. 1

    Page convoca este lunes Consejo de Gobierno para endurecer las medidas ante el avance del virus

  2. 2

    Miguel Ricart, condenado por el crimen de Alcàsser, localizado en Madrid en una identificación rutinaria policial

  3. 3

    Ivonne Reyes, radiante de felicidad tras hundir de nuevo a Pepe Navarro en los Tribunales

  4. 4

    'Las niñas' y 'Antidisturbios', triunfadoras de unos Premios Forqué dedicados a los "héroes anónimos" de la pandemia

  5. 5

    Detenidas cinco personas como presuntos colaboradores del sospechoso de arrojar ácido a dos jóvenes