UNICEF facilita información a casi 2,5 millones de personas para evitar la transmisión del ébola en RDC

Trabajadores en el centro de tratamiento contra el ébola en Mangina
REUTERS / OLIVIA ACLAND
Publicado 04/09/2018 17:41:16CET

MADRID, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

Alrededor de 2,5 millones de personas han recibido información acerca de cómo prevenir la transmisión del último brote de ébola en República Democrática del Congo (RDC), en el marco de una campaña encabezada por el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

"Un creciente número de comunidades está informado ahora sobre el ébola y cómo prevenir su transmisión", ha asegurado el doctor Gianfranco Rotigliano, representante de UNICEF en RDC.

"La implicación activa de las comunidades afectadas es fundamental para detener la propagación de la enfermedad. Estamos trabajando con ellas para promover el lavado de manos y otras buenas prácticas de higiene, y para identificar y atender a las personas que podrían estar infectadas con el virus", ha agregado.

UNICEF ha detallado que en la campaña "se utiliza la participación comunitaria, la animación, la radio, las actividades puerta a puerta, las reuniones en iglesias y los grupos de adolescentes".

Asimismo, ha señalado que los mensajes se comparten en francés, lingala, suajili y nande "para garantizar que todo el mundo pueda aprender a protegerse a sí mismo contra el virus y a detener su propagación".

El organismo ha manifestado además que ocho supervivientes de la enfermedad se han unido a los equipos de comunicación para compartir sus experiencias con las comunidades locales.

UNICEF ha subrayado que los niños siguen estando en el centro de su respuesta al brote y ha explicado que en la misma han sido informados 2.560 líderes influyentes y representantes y se ha sensibilizado a más de 4.500 personas aptas para recibir la vacuna.

Por otra parte, ha entregado agua potable a más de 500.000 personas en las áreas afectadas, ha atendido a 91 niños no acompañados o huérfanos, así como a 101 familias afectadas por la enfermedad, y ha formado a más de 150 trabajadores psicosociales para dar apoyo a las familias afectadas y sus hijos.

Además, ha formado y desplegado a siete especialistas en nutrición para garantizar la asistencia nutricional a los pacientes de los Centros de Tratamiento del Ébola en Mangina y Beni, y ha instalado 972 unidades de lavado de manos y distribuido 324 termómetros digitales en 162 escuelas de Magina y Beni.

"Coincidiendo con el comienzo del año escolar, UNICEF continúa sus trabajos de prevención en las escuelas, mientras mantiene sus esfuerzos en comunicación, agua y saneamiento y apoyo psicosocial a las familias afectadas por el virus", ha remachado el organismo.

El último brote de ébola --el décimo desde 1976 en el país-- ha dejado 121 casos, 91 de ellos confirmados, y causado la muerte de 81 personas desde el 1 de agosto.