Publicado 07/09/2022 09:22

Anpe-Rioja reclama a la Consejería de Educación "negociación real" para afrontar el nuevo curso escolar

Archivo - Varios niños juegan en el recreo
Archivo - Varios niños juegan en el recreo - Isabel Infantes - Europa Press - Archivo

   LOGROÑO, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Anpe ha reclamado, a través de un comunicado, a la Consejería de Educación "negociación real" para afrontar el nuevo curso escolar

   El inicio de este curso 2022/2023 viene marcado por la vuelta a la normalidad sanitaria en nuestros centros educativos y por los cambios legislativos derivados de la implantación de la LOMLOE.

   Los docentes "tenemos por delante un curso que nos va a suponer un gran esfuerzo para adaptarnos a convivir con dos leyes educativas, implantar los nuevos currículos, evaluar por competencias adaptando nuestras programaciones didácticas utilizando nuevos programas informáticos y poner en práctica el nuevo decreto de convivencia aprobado por la Consejería".

   En este punto, han recordado que "tal y como venimos criticando" desde el pasado curso, constatamos que las prisas no son buenas consejeras para trabajar en el sector educativo, como se ha evidenciado con la publicación tardía de los currículos educativos o el retraso en la entrega del cheque-libro, lo que ha obligado a todos los equipos directivos a trabajar también en agosto y empezar el curso con una carga añadida a la ya existente.

   Son muchos "los asuntos pendientes a negociar con las organizaciones sindicales como la actualización del salario de acuerdo al IPC, el horario de maestros, la oferta de empleo público de 2022, las oposiciones que habrá en 2023, la modificación de la orden de interinos para mejorar la cobertura de determinadas sustituciones, la regulación de las comisiones de servicio, la actualización del decreto de indemnización por razones de servicio que incluye el kilometraje o la revisión de los complementos de equipos directivos y equipos de orientación".

   Desde ANPE-Rioja "queremos mejorar la estabilidad de las plantillas docentes de los colegios rurales agrupados, compromiso de esta Consejería, y que a fecha de hoy todavía no ha cumplido. Creemos también de vital importancia, la bajada de ratios, a 20 alumnos en Educación Primaria, y a 25 en Secundaria, para mejorar la calidad educativa y disminuir la alta tasa de fracaso escolar de nuestro sistema educativo".

   Por todo ello, reclamamos a la Consejería de Educación "una negociación real y efectiva con los representantes de los docentes para abordar satisfactoriamente todos los cambios que afectan sustancialmente al funcionamiento de los centros, mejorar las condiciones laborales de los docentes y la calidad del sistema educativo".

Contador

Más información