Jorge Blass dará a conocer "la magia del siglo XXI" elevándola "a otro nivel" con su espectáculo 'Palabra de mago'

Jorge Blass presenta su espectáculo 'Palabra de mago'
EUROPA PRESS
Publicado 07/09/2018 14:16:55CET

   LOGROÑO, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

El ilusionista y comunicador, Jorge Blass, llegará este sábado al teatro Bretón de Logroño con su espectáculo 'Palabra de Mago' con el que sorprender, ilusionar y fascinar a su público que podrá conocer "cómo es la magia del siglo XXI". Todo ello en una única sesión, que comenzará a las 20,30 horas, y que cuenta casi ya con el cartel de 'No hay entradas'.

   El artista, ganador de la 'Varita Mágica de Oro' en Mónaco y premio 'Siegfried and Roy' en Las Vegas, ofrecerá lo mejor de su magia adaptándose, entre otros, a las nuevas tecnologías. "La magia ha evolucionado mucho desde tiempos ancestrales y ahora se ofrecen shows con diferentes efectos, ilusiones y basadas en estos nuevos medios, algo completamente impensable hace unos años y que es lo que yo quiero ofrecer".

   Se trata de un espectáculo "para toda la familia" y, sobre todo, de "grandes ilusiones" en donde también habrá un hueco para la magia tradicional aunque, como ha desvelado, "siempre reinventada". Para ello contará "con una tonelada de material" con nuevos efectos, trucos de magia y diez personas que le ayudarán a crear el ambiente idóneo para disfrutar de la belleza de su show.

"¿PERSONAS HONESTAS O 'TRAMPOSOS'?"

   'Palabra de mago' es, en definitiva, una reflexión sobre el apasionante mundo de los magos. "¿Somos personas honestas o unos tramposos?. En la edad media nos quemaban en la hoguera y en el siglo XXI el público compra entradas para vernos en teatros".

   Él mismo define su trabajo con la necesidad de "conseguir hacerte ver y creer lo que nunca has visto y olvidar aquello que está delante de sus narices. Lo cierto es que aunque juguemos con vuestras mentes, somos gentes de fiar, siempre avisamos de que te vamos a engañar y lo hacemos con cuidado, delicadamente", asegura.

   Por todo ello, durante una hora y media, Jorge Blass explorará la esencia de la magia, actualizando al siglo XXI el arte de la prestidigitación. "Ya no se utilizan conejos o varitas mágicas, sino ipads o teléfonos móviles. Todo ello con una puesta en escena actual, empleando proyecciones audiovisuales y un trio de bailarinas completamente reinventadas respecto a las clásicas ayudantes de mago".

CAPACIDAD DE "SORPRENDER"

   Un show "sorprendente" porque como explica Jorge Blass "lo mejor que tiene la magia es la capacidad de hacerte vibrar y pensar". Para ello, ha desvelado, "trabajo mucho el ingenio para derrochar nuevas ideas porque el público de hoy en día es más avanzado, la gente tiene el poder de la tecnología y parece imposible sorprender pero por suerte la magia nos demuestra que no. El ser humano tiene siempre la capacidad de ilusionarse y nosotros mañana, como en cada show, daremos lo mejor de nosotros para que padres, hijos y abuelos disfruten del espectáculo".

   Un espectáculo en el que está todo medido pero en donde, como bien ha explicado, "también hay hueco para la improvisación". Esa flexibilidad "es la que da frescura al show que cada día y según el público es diferente" porque, en realidad, "no es tan importante el truco como la puesta en escena, la experiencia, la música... en definitiva, todos los componentes para hacer una ópera visual que la gente disfrute".

   Un show del siglo XXI pero "con guiños a la magia tradicional" aunque, eso sí, "siempre de forma reinventada. La magia clásica tiene cabida pero siempre dándole un giro más para que la gente se sorprenda".

   "Lo peor que tiene un show de magia es que sepas el final, lo que va a pasar, y por eso los magos tenemos que dar una vuelta de tuerca más para que el espectador siempre se sorprenda", ha finalizado el ilusionista.