El Ayuntamiento defiende las estadísticas sobre los PAU y pone como ejemplo de transparencia los datos publicados en la web

Actualizado 30/07/2008 21:01:03 CET

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

El equipo de Gobierno de Alberto Ruiz-Gallardón defendió hoy que las estadísticas sobre los procesos constructivos en los PAU "responden fielmente a la realidad de las licencias concedidas en estos ámbitos" mientras que su evolución "se publica mensualmente en la página web municipal, www.munimadrid.es, siendo accesible a todos los ciudadanos".

Las puntualizaciones se producen después de que el Grupo Municipal Socialista criticara que las cifras aportadas por la delegada del Urbanismo, Pilar Martínez, en la última comisión ordinaria del Área sobre la evolución de los PAU estaban "absolutamente infladas y deberían ser revisadas". Asimismo, la Asociación de Vecinos de Carabanchel Alto-Plataforma PAU acusó a la delegada de aportar "cifras falsas" sobre la evolución de los Planes de Actuación Urbanística "para aparentar que se encuentran más avanzados de lo que están realmente".

Martínez hizo un balance de la gestión de este primer año de legislatura en la última comisión de Urbanismo señalando que el Ensanche de Carabanchel cuenta en este momento con la totalidad de las licencias necesarias para la construcción de las viviendas previstas, concedidas por el Ayuntamiento de Madrid, mientras que otros desarrollos urbanísticos se encuentran inmediatamente detrás en esta estadística, como es el caso de Sanchinarro (92,83 por ciento), Las Tablas (90,71), el Ensanche de Vallecas (83,36), Montecarmelo (79,37) y el Ensanche de Barajas (44 por ciento).

Fuentes municipales matizaron hoy que para elaborar estas estadísticas se toma como referencia el número total de viviendas previstas en el Plan Parcial, determinado en función de la edificabilidad total que establece el Plan General para el ámbito, teniendo en cuenta una superficie tipo de vivienda construida de 100 metros cuadrados.

"El resultado de la aplicación de este criterio arroja un determinado número de viviendas, cuya construcción no es obligatoria ya que puede, de acuerdo con la Ley del Suelo, ser mayor o menor en función de que las viviendas finalmente construidas tengan una superficie superior o inferior a los 100 metros cuadrados", puntualizaron las mismas fuentes. Y es que la Ley del Suelo permite que, sin superar la edificabilidad otorgada por el Plan General, pueda construirse mayor número de viviendas que las previstas en el Plan Parcial, reduciendo la superficie dentro de los márgenes establecidos por la normativa.

El Ayuntamiento, como explicaron desde el equipo de Gobierno, realiza para cada ámbito una estimación con el fin de determinar las infraestructuras básicas que necesitarán los nuevos residentes, como agua, redes eléctricas o saneamiento, entre otras, "con la finalidad de que exista una cifra aproximada de viviendas y, por tanto, de población". Estos números se "dimensionan al máximo de la capacidad que puede alcanzar cada uno de los ámbitos en el futuro".

En el caso concreto del Ensanche de Carabanchel, el número de viviendas previstas de acuerdo con este criterio fue de 11.350 aunque, como consecuencia del hecho de que la media de la superficie de las viviendas construidas finalmente es de 90 metros cuadrados, se superó esta cifra.

El Gobierno municipal afirmó que en junio de 2007 "ya se habían concedido licencias para 11.487 viviendas, número que excede el cien por cien de las previstas en el Plan Parcial, por lo que, en el caso de que se siga construyendo con una superficie media de 90 metros, el número total de viviendas estimado en el ámbito podría ascender a 12.400".