De los Mozos (Anfac) advierte de una posible caída del mercado en 2019 y pide garantías para el cliente

Actualizado 04/02/2019 15:36:24 CET
Anfac advierte de una posible caída del mercado en 2019 y pide neutralidad tecno
EUROPA PRESS

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), José Vicente de los Mozos, ha asegurado que, "en el mejor de los casos", el mercado automovilístico español se mantendrá estable en 2019, advirtiendo de que incluso puede hasta caer debido a la "gran volatilidad" en la que está sumida la industria de automoción.

Para reconducir las ventas de turismos y todoterrenos en España, que acumulan cinco meses consecutivos a la baja, De los Mozos ha pedido que se deje de "asustar" al consumidor, que hoy en día no sabe qué vehículo comprar ante posibles prohibiciones de circulación.

Las matriculaciones de turismos y todoterrenos cerraron el mes de enero con una caída del 8% en comparación con el mismo mes del ejercicio precedente, hasta alcanzar un volumen de 93.546 unidades, según datos de las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam).

Con esta nueva bajada, el mercado de automóviles español acumula cinco meses consecutivos en descenso, desde que entrara en vigor, en septiembre del año pasado, el nuevo ciclo de homologación de consumos y emisiones WLTP.

"Hay que dar serenidad al consumidor y explicar que los vehículos que se fabrican actualmente cumplen con la última normativa europea y que pueden circular tranquilos por las calles", ha señalado el presidente de la patronal de fabricantes en España tras la presentación en Madrid de Automobile Barcelona 2019 (del 11 al 19 de mayo).

En este sentido, el directivo ha reclamado coordinación a las distintas administraciones para continuar manteniendo la competitividad del sector automovilístico español, que supone el 10% del PIB del país y engloba al 9% de la población activa.

15 ADJUDICACIONES.

Según De los Mozos se han creado más de 20.000 nuevos empleos directos en la industria de automoción en los últimos cinco años. El sector factura más de 64.000 millones de euros al año y se fabrican un total de 42 modelos en las factorías nacionales. Además, recordó que en los próximos 18 meses arrancarán 15 nuevas adjudicaciones y que España pasará en menos de dos años a ensamblar 13 vehículos de energías alternativas, frente a los cinco que produce en la actualidad.

"El automóvil es un elemento importante para nuestra vida cotidiana y entendemos los cambios en la movilidad. Dentro de la Unión Europea, estamos trabajando en la mejora de la calidad del aire. Tenemos soluciones tanto cero como de bajas emisiones. Que los consumidores no tengan miedo a comprarse un vehículo independientemente de la motorización que tenga. Todos ellos cumplen con la normativa europea (Euro 6d TEMP)", ha resaltado el presidente de Anfac.

Por otro lado, ha señalado, refiriéndose a la producción de vehículos en España, que también acumula dos años en negativo, que la cadencia de fabricación de las factorías nacionales depende de la competitividad y que, por tanto, se debe lograr un mercado doméstico fuerte, trabajar en la Industria 4.0 y acometer mejoras logísticas para que el territorio español continúe siendo "atractivo" de cara a la exportación.

De los Mozos ha resaltado que el sector de la automoción español está comprometido con la innovación y la movilidad del futuro, así como con la "total" descarbonización del parque móvil, pero ha remarcado la necesidad de que se dé una transición "ordenada" hacia la nueva movilidad. "Desde el sector tenemos en cuenta las nuevas necesidades de movilidad, así como el desarrollo de tecnologías", ha apuntado.

Según el directivo, Anfac se orienta a la venta de vehículos de cero y bajas emisiones y la asociación tiene como objetivo situar a España como el país "más eficiente" de Europa. No obstante, ha denunciado la falta de infraestructuras de recarga y que planes como el último Movalt, aprobado en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2018, aún no hayan sido puestos en marcha.

"Estamos preocupados por la situación del sector en este país. La presión hacia una transición demasiada acelerada puede poner en peligro la competitividad de las fábricas", ha avisado.

En este contexto, ha defendido que un vehículo diésel actual, que cumpla con la normativa Euro 6d TEMP, emite el mismo nivel de óxidos de nitrógeno (NOx) y "mucho menos" dióxido de carbono (CO2) que un gasolina. "En comparación con los coches del año 2000, los actuales reducen sus emisiones un 85%", ha afirmado.

Asimismo, ha pedido que España, que podría prohibir la matriculación de vehículos de combustión interna para 2040 y su total prohibición para 2050, trabaje en línea con Europa, fijando una meta "progresiva" para la descarbonización y reducción de emisiones y respetando el principio de neutralidad tecnológica.

El presidente de Anfac ha asegurado que la comunicación entre la patronal y el Gobierno es "buena" y "fluida" y que es el momento de que tanto sector como Administración demuestren que disponen de la capacidad para adaptarse al futuro.

Para leer más