Economía/Motor.- Renault aplica el ERE desde hoy tras la suspensión de dos turnos en Valladolid y Palencia

Actualizado 05/02/2007 19:59:54 CET

El plazo para sumarse al plan de bajas y percibir la bonificación de medio mes ofrecida por la empresa terminará el 16 de febrero

VALLADOLID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Dirección de Renault comenzó a aplicar hoy, lunes 5 de febrero, el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de carácter rotatorio previsto inicialmente para un total de 1.300 trabajadores y para un periodo de 18 meses.

Según informaron a Europa Press fuentes de la compañía automovilística, la aplicación efectiva del ERE coincide en el tiempo con la supresión también hoy de dos turnos en las plantas de Montaje de Valladolid y Villamuriel de Cerrato (Palencia), que verán reducida su capacidad productiva a una jornada, la primera fábrica, y a dos turnos, la segunda.

En concreto, desde la jornada de hoy, lunes, la fábrica de Montaje de Valladolid estará operativa de 06.00 a 14.00 horas (el turno de mañana), tiempo durante el que se fabricarán 480 unidades de Modus y Clio III con el objetivo de llegar a los 60 vehículos/hora (el actual ritmo de producción de la fábrica, que producía la misma carga en dos turnos, rondaba en torno a las 30 unidades/hora).

Para llevar a cabo este ajuste de la producción y la supresión del turno de tarde en Valladolid, la Dirección de la Empresa ha puesto en marcha el ERE que ha supuesto integrar en un mismo grupo a los dos equipos que hasta la semana pasada funcionaban durante la mañana y la tarde a medio gas.

De momento, la empresa ha preferido no dar los datos concretos sobre las personas afectadas por el ERE en esta fábrica (serán casi todos de mano de obra directa, es decir, de puestos de cadena y se verán afectados en torno al 20 por ciento de cada unidad de trabajo) ya que algunos de los empleados susceptibles de acogerse al plan de bajas han optado por coger días de bolsa propios o los correspondientes en concepto de antigüedad para no entrar en este expediente.

Por su parte, la fábrica de Villamuriel de Cerrato funcionará desde hoy de 06.00 a 22.00 horas en dos turnos (mañana y noche) con una carga de trabajo para el Mégane de unos 800 vehículos al día (hasta la semana pasada, cuando todavía estaba operativo el turno de noche, la producción era de 1.050 unidades/día).

En este caso, la supresión de la jornada de noche afectará a unos 550 trabajadores, que pasarán a estar regulados de forma rotatoria en correspondencia con cada turno. De este modo, esta semana entrarán en el ERE los empleados del turno de noche (trabajarán los de la mañana y la tarde), que la semana que viene pasarán a trabajar en el turno de tarde, quedando regulado uno de los otros dos horarios.

Por otro lado, las mismas fuentes de Renault aprovecharon la ocasión para recordar que hoy mismo ha quedado abierto el plazo para inscribirse en el plan de bajas incentivadas de carácter voluntario que permanecerá abierto hasta el próximo viernes 16 de febrero, tiempo hasta el que la empresa bonificará a los trabajadores que se den de baja de la empresa con media mensualidad más que se sumará a la correspondiente indemnización.

La Dirección de la empresa hizo especial hincapié en que esta gratificación de media mensualidad le supondrá un importante "esfuerzo económico" con el objetivo de suavizar al máximo el expediente de regulación de empleo y espaciar en el tiempo su aplicación ya que cuantos más trabajadores se vayan a través del plan de bajas incentivadas menos compañeros se verán afectados por el ERE.

Este plan de bajas, que recibió el visto bueno de los sindicatos mayoritarios (UGT, CC.OO y Confederación de Cuadros) el pasado miércoles, afectará a 1.000 trabajadores, 800 del grupo obrero (700 mano de obra directa y 100 mano de obra indirecta) nacidos entre el 1 de enero de 1947 y el 30 de abril de 1948, que se tendrán que marchar antes de fin de marzo de 2007, y 200 mandos intermedios nacidos en 1947 y 1948 y cuyas bajas se harán efectivas entre el 1 de febrero de 2007 y el 31 de diciembre de 2008.

En este caso, las indemnizaciones o compensaciones oscilarán entre los 24 meses para aquellos trabajadores del grupo obrero que cumplan 60 años en el primer trimestre de 2007, 27 meses para los empleados que tengan 59 años y medio en el mismo periodo y 30 meses para los que tengan 59 años, a las que se sumará ahora el medio mes más propuesto por la empresa para "incentivar" esta medida.

A lo largo de la negociación del nuevo Convenio Colectivo, la Dirección de la empresa hizo especial hincapié en que los trabajadores que se acojan al plan de bajas, que pasarán a situación de desempleo durante dos años, disfrutarán de los mismos beneficios sociales que el resto de los empleados de Renault.

Del mismo modo, la automovilística aseguró que mantendrá la aportación a la mutua hasta que el trabajador que se apunte a este plan de bajas cumpla los 61 años y a mediar ante las administraciones pertinentes para "solucionar el problema" de los trabajadores de la planta de Palencia que fueron regulados hace unos años y que, por ley, no tendrán derecho ahora a los dos años íntegros de paro.

Asimismo, la empresa advirtió de que esta medida sólo afectará a los trabajadores de los centros de trabajo de Castilla y León, quedando fuera por lo tanto los empleados de Sevilla, aunque la empresa se reserva la posibilidad de retrasar la aplicación en los puestos de oficios estratégicos. Además, en el caso de la planta de Motores, en Valladolid, la empresa se reservará el "derecho de veto" en el caso de que el puesto que ocupe la persona que se quiere ir sea insustituible.