Actualizado 08/12/2008 13:30 CET

Innova.- La Región de Murcia pierde ocho millones de euros en 2007 como consecuencia del uso de software ilegal

MURCIA, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Región de Murcia perdió ocho millones de euros en 2007 como consecuencia del uso de software ilegal, y posee un índice de este tipo de práctica del 38 por ciento, cinco puntos por debajo de la media española, que es del 43 por ciento, pero otros cinco por encima de la media de los países de Europa occidental, según el Estudio Global sobre Piratería que la consultora IDC realiza todos los años.

En concreto, Business Software Alliance (BSA) anunció esta semana los resultados referentes a la Región de Murcia del estudio que solicitó IDC para determinar la incidencia de la piratería de software en las 17 comunidades autónomas del Estado español, según informaron fuentes de la empresa en un comunicado.

La media de los países de Europa occidental se sitúa en el 33 por ciento y, a nivel nacional, Navarra resultó ser la Comunidad que presentó un menor índice de piratería con un 29 por ciento, mientras que las tasas más elevadas se dio en Andalucía (60 por ciento) y Extremadura (57 por ciento).

Mientras que las pérdidas ocasionadas por la piratería de software en Murcia ascendieron a ocho millones de euros en 2007, el mercado legal de software en la Región generó, durante el pasado año, un volumen de negocio de 13,5 millones de euros.

De no ser por la amplia base de software ilegal, el mercado "hubiera alcanzado los 22 millones de euros, con lo que ello podría haber significado en términos de creación de riqueza y empleo para la economía murciana", indicó el informe.

"Teniendo en cuenta que, por lo general, suelen ser los países y áreas geográficas más avanzadas los que tienden a presentar índices más bajos, nos atrevemos a valorar que el nivel de incidencia de la piratería en Murcia que revela este estudio se antoja excesivamente elevado", según el presidente del Comité Español de BSA, Luis Frutos.

En este sentido, añadió que "elevados niveles de piratería de software suponen un lastre para las economías y se traducen en una menor competitividad para las empresas. Además, constituyen un factor disuasorio para la inversión extranjera, que cada vez en mayor medida tiende a rehuir aquellos países y áreas geográficas que presentan signos de deterioro en el respeto a la propiedad intelectual".

BSA viene trabajando para erradicar la piratería, para fomentar el uso de software legítimo y para defender a la industria del Software y a las empresas, tanto fabricantes como usuarias. Y, en definitiva, para ayudar al avance de nuestra Sociedad de la Información y situarla en el grupo de las más modernas de Europa.

El estudio realizado por IDC cubre el mercado de software que funciona en ordenadores personales, incluyendo PC de sobremesa, portátiles y ultraportátiles. Asimismo, abarca sistemas operativos, bases de datos, aplicaciones empresariales, y software de seguridad, entre otros, y no incluye el software basado en servidores, incluidos los grandes ordenadores.

Para determinar el índice de piratería, IDC considera como software pirateado "la diferencia entre el software por el que usuario ha pagado o que, sin pagarlo, ha sido instalado de forma legal durante 2007, y todas las unidades de software instaladas en ese año".

Así, el ratio de piratería "viene dado por el número total de unidades de software pirateadas, dividido por el número total de unidades instaladas, y el valor de las pérdidas se calcula aplicando el porcentaje de piratería a partir del volumen del mercado legal", concluyó el comunicado.