El IMAS destinó 300 millones en 2017 a atender a 84.000 personas en riesgo de exclusión, con discapacidad y mayores

Violante Tomás preside el Consejo de Dirección del Instituto Murciano de Acción
CARM
Publicado 16/09/2018 13:59:34CET

MURCIA, 16 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) destinó en 2017 un total de 300 millones de euros a la atención de 84.000 personas en riesgo de exclusión, personas con discapacidad y mayores.

El gasto total ejecutado fue de 249.429.679 euros, ya que la diferencia corresponde al pago de nóminas de funcionarios. Esta cuantía representa un incremento del 3,2 por ciento respecto a 2016.

Según la última memoria anual de este organismo, las ayudas de la Renta Básica de Inserción, el gasto en centros concertados para personas con discapacidad y mayores, las prestaciones para Dependencia y el servicio de teleasistencia son las partidas que contaron con mayor dotación.

Para atención a las personas con discapacidad en centros propios de la Comunidad se gestionaron un total de 149 plazas de centro de día y 438 de residencias. Sólo en los centros vacacionales se registraron hasta 7.902 estancias. Los centros concertados contaron con 3.425 plazas y una dotación total de 39,6 millones de euros.

Además, se concedieron ayudas individualizadas a personas con discapacidad por un importe total de 537.526 euros, cantidad que triplica la concedida en 2016.

En cuanto a personas mayores, las plazas en residencias concertadas privadas contaron con 2.264 usuarios y en residencias públicas con 778 personas. Además, 633 personas recibieron la ayuda vinculada a servicio de atención residencial. Respecto al servicio de centro de día, en 2017 contó con un total de 1.093 plazas entre centros públicos y privados.

Y es que, según el citado informe anual del IMAS, uno de los servicios que ha registrado una mayor demanda es el de teleasistencia. Durante 2017, 6.575 personas dispusieron de él (1.500 más que en 2016). Además, 825 usuarios tuvieron ayuda vinculada al servicio de ayuda a domicilio y 486 disfrutaron de este último servicio, 446 más que en 2016.

Los centros sociales de mayores del IMAS ya cuentan 107.519 socios, lo que supone la incorporación en 2017 de 3.674 nuevos socios. Además, el IMAS resolvió el pasado año 18.716 expedientes de valoración del grado de discapacidad y emitió 11.060 tarjetas de discapacidad.

MÁS DE 42.000 PRESTACIONES DE DEPENDENCIA

También se emitieron 10.219 resoluciones de reconocimiento de grado y nivel de dependencia. A 31 de diciembre se habían concedido 42.364 prestaciones (2.082 más que en 2016). De estas prestaciones para el fomento de la autonomía personal y atención a la Dependencia, el 69 por ciento fueron para mayores que perciben ayudas económicas y servicios en residencias, centros de día, teleasistencia y ayuda domiciliaria.

El importe de las pensiones abonadas por este organismo en 2017 fue de 83 millones de euros.

En cuanto a la Renta Básica de Inserción, las cuantías concedidas fueron de 14,2 millones de euros, repartidos entre un total de 5.421 perceptores. El pasado año, el importe de la Renta Básica de Inserción se incrementó en casi 2 millones de euros por la puesta en marcha del nuevo Reglamento.

Los programas de inclusión y corresponsabilidad social contaron con subvenciones por valor de más de 3,3 millones de euros.