Publicado 12/11/2019 14:55:13 +01:00CET

Ciudadanos espera una transición ordenada que transmita tranquilidad y confían en seguir consolidando el proyecto

El expresidente de Ciudadanos Albert Rivera, antes de anunciar su dimisión tras los malos resultados en las elecciones generales del 10 de noviembre.
El expresidente de Ciudadanos Albert Rivera, antes de anunciar su dimisión tras los malos resultados en las elecciones generales del 10 de noviembre. - Eduardo Parra - Europa Press

MADRID, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

La antigua dirección de Ciudadanos espera una transición ordenada en el partido para, tras el batacazo electoral y la dimisión de Albert Rivera, transmitir un mensaje de tranquilidad y seguir consolidando el proyecto con un nuevo presidente y una nueva Ejecutiva.

Al haber quedado disuelto el Comité Ejecutivo tras la salida de Rivera, la formación naranja se encuentra ahora en una especie de 'impasse'. Está a la espera de que el Consejo General celebre una reunión donde se constituirá una gestora para encargarse del día a día del partido y donde se pondrá fecha a la V Asamblea General de Cs.

La transición se hará siguiendo el mismo procedimiento que el de principios de 2017, cuando Rivera fue reelegido como presidente del partido por la militancia. En su caso, ganó con el 87% de los votos y derrotó a los dos afiliados de base que compitieron con él en las primarias, el sevillano Diego de los Santos (6,58%) y el madrileño Juan Carlos Bermejo (6,15%).

Ahora, la única figura que se perfila como posible sucesora de Albert Rivera es la diputada electa por Barcelona, exportavoz en el Congreso y exlíder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas. Es ella quien en este momento concita más opiniones favorables entre los hasta ahora dirigentes del partido, aunque aún no ha desvelado cuáles son sus intenciones.

PRIMERO LAS PRIMARIAS Y LUEGO LA ASAMBLEA GENERAL

Pero también podrían concurrir a las primarias otros candidatos, cada uno de los cuales deberá presentarse con una lista de nombres que conformarían su equipo para el futuro Comité Ejecutivo. Transcurridas una o dos semanas desde la votación de las primarias, que en Cs se llevan a cabo telemáticamente, se celebraría la Asamblea General.

Fuentes de la antigua Ejecutiva han subrayado la importancia del proceso de transición pues es la primera vez que se hace en Ciudadanos, que desde sus inicios no tuvo otro presidente que Albert Rivera. Hay que "hacerlo bien", de acuerdo con lo que establecen los Estatutos, y buscando transmitir "tranquilidad", han afirmado.

A su juicio, hay que ir paso a paso y, cuando se aproxime la fecha de la Asamblea General, ya se irá viendo quiénes aspiran a liderar el partido. "Lo importante es tener equipos consolidados y fuertes", han reclacado.

Sostienen incluso que puede "haber donde elegir", ya que en Ciudadanos hay figuras destacadas no solo de la antigua dirección, sino también líderes territoriales y cargos públicos autonómicos y locales.

PODER TERRITORIAL

Pese a haber perdido más de 2,5 millones de votos desde las elecciones generales de abril y haberse quedado con solo diez diputados en el Congreso, en general los exdirigentes del partido naranja están de acuerdo en que merece la pena seguir adelante.

Creen que Rivera ha dejado "un partido consolidado" y ha abierto un espacio político de centro en España y que hay que continuar esa labor para volver a crecer. Sobre todo teniendo en cuenta que Cs tiene miles de concejales y cientos de diputados autonómicos trabajando en instituciones de toda España y que forma parte de cuatro gobiernos regionales y 400 municipales.

En cuanto a los diez escaños en el Congreso, un exdirigente ha indicado que hay que verlo con perspectiva, porque aunque ahora parezcan pocos, hace años Cs se habría "dado con un canto en los dientes por tener grupo parlamentario propio".

Además, ha señalado que estos diputados "van a tener su juego" durante esta legislatura, aunque de momento no se ha decidido cómo se posicionarían ante una votación de investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno.

V ASAMBLEA GENERAL

En la IV Asamblea General de Ciudadanos participaron más de 500 delegados --la inmensa mayoría, afines a Rivera--, que fueron quienes votaron los nuevos documentos de estrategia y de valores y los Estatutos. De esos 500 compromisarios, 125 habían sido elegidos por la militancia y los demás eran los 37 integrantes de la nueva Ejecutiva.

Aunque en el congreso de febrero se aprobaron estos tres documentos, podría ser que en esta ocasión esta parte se omitiera y simplemente se votase para renovar la composición del Consejo General del partido, según las fuentes consultadas.