Disuelta la gerencia de Urbanismo de Manilva (Málaga)

Actualizado 10/11/2007 0:39:22 CET

MANILVA, 9 Nov. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Ayuntamiento de Manilva (Málaga) disolvió esta tarde con el voto a favor del gobierno (IU-ASM) y en contra de la oposición (PSOE-PP) la gerencia de Urbanismo creada en 2006.

La alcaldesa, Antonia Muñoz (IU), argumentó la disolución de este órgano basándose en "su inoperatividad tanto en materia de Infraestructuras como de Vivienda", así como en el hecho de que "se escaparan del control de la gerencia hasta 30 certificados firmados por algún concejal o incluso por directores de área en los que se daban permisos de apertura a locales que no tenían ni los documentos ni los requisitos exigidos por la ley".

Según Muñoz, "el espíritu de la gerencia no era malo, pero se les fue de las manos". Por estos motivos la regidora señaló que el Ayuntamiento "no debe tener órganos independientes, si no que todo debe pasar por el pleno".

Por su parte el concejal de Urbanismo, el independiente Emilio López Berenguer (ASM), aseguró que la gerencia "se propuso a los pocos meses de la detención del anterior alcalde" (Pedro Tirado) por su implicación en el caso Ballena Blanca, a lo que añadió que la gerencia se aprobó definitivamente "después de que expulsaran a Salvador Zotano del PSOE por pactar con los exgiles para formar gobierno municipal a pesar de tener un solo concejal". Según López-Berenguer "la gerencia no fue más que una cortina de humo".

El edil de Urbanismo señaló que el órgano cuya disolución se inició esta tarde "podía comprar, vender y permutar terrenos además de fijar cargas urbanísticas", aspectos estos que, según López Berenguer "nunca deberían hacerse fuera de pleno".

En otro orden de cosas, Berenguer añadió que, desde el punto de vista económico, "el Ayuntamiento se ahorrará anualmente 120.000 euros, ya que solo el gerente cobraba 3.782 euros mensuales".

OPOSICIÓN

En contra de la disolución de la gerencia votaron tanto el PSOE como el PP. El socialista Salvador Zotano tachó de "precipitada y poco consensuada" la propuesta y entendió que con esta decisión "se da un salto atrás, para volver al concejal de pueblo que firma los convenios de cualquier manera, siendo luego el técnico el que los monta".

Zotano aseguró que en el mismo momento en el que se disolviera la gerencia, pondría los hechos en conocimiento del "comisionado de la Costa del Sol, de la directora del POT, de la delegada provincial de Urbanismo y del delegado provincial del gobierno andaluz para que tengan especial interés en revisar los asuntos que salgan de este Ayuntamiento".

Por su parte, desde el PP, Francisco Miguel Álvarez se mantuvo en la misma línea que los socialistas y señaló que en la gerencia "hay transparencia ya que todos los partidos podían participar en ella y contaba con la presencia de la interventora municipal y del secretario del Ayuntamiento".