Actualizado 26/04/2007 16:23 CET

El Gobierno de Ceuta lanza una campaña para evitar que se compren en la calle alimentos procedentes de Marruecos

CEUTA, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Sanidad y Bienestar Social del Gobierno de la Ciudad Autónoma de Ceuta tiene previsto lanzar en los próximos días a través de su Servicio de Inspección Veterinaria una campaña informativa con mil dípticos para concienciar a la población de los riesgos que implica la compra de alimentos en la calle a las decenas de vendedores ambulantes que ofrecen alimentos en su inmensa mayoría procedentes de Marruecos, según informaron fuentes del Ejecutivo autonómico a Europa Press.

La campaña, con el lema '¡¡Di no a la venta ambulante de alimentos!!', recuerda que "la venta ambulante en general y en particular la de alimentos está prohibida en la ciudad" y advierte de que determinadas enfermedades como la salmonelosis, el cólera, las fiebres de malta, la triquinosis o la hepatitis A pueden adquirirse por el consumo de este tipo de productos que no han superado ningún tipo de control sanitario.

Asimismo, el díptico insiste en que es "fundamental" que el consumidor entienda de la importancia de desechar la arraigada costumbre en la ciudad de adquirir alimentos o productos a los vendedores ambulantes, y comprar sólo en "los establecimientos legalmente autorizados".

La difusión de los dípticos informativos se va a realizar en el Palacio autonómico de la Ciudad y a través del Servicio oficial de Consumo y la Federación de Vecinos en los mercados municipales.

La venta irregular de alimentos procedentes de Marruecos (en general frutas y hortalizas, pescado y pan) se beneficia del reducido precio de estos productos en el país vecino y se realiza en los alrededores de los mercados municipales, en plena calle en las barriadas periféricas y de cafetería en cafetería en el centro de la ciudad.