El Govern soslaya las discrepancias JxCat-ERC por la Diputación de Barcelona y dice que no le afectan

Publicado 09/07/2019 14:36:25CET
La consellera Meritxell Budó
La consellera Meritxell BudóDAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS

Budó asegura que el Ejecutivo es "granítico" y que la legislatura en Cataluña no corre peligro

BARCELONA, 9 Jul. (EUROPA PRESS) -

La portavoz del Govern, Mertixell Budó, ha asegurado que el Consell Executiu no ha abordado en su reunión de este martes las discrepancias que han surgido entre ERC y JxCat --los dos socios del Ejecutivo catalán-- por el pacto que los segundos han hecho con el PSC para gobernar la Diputación de Barcelona.

"En el Govern de hoy no hemos hecho valoraciones de los pactos postelectorales. Lo dejamos para las correspondientes formaciones políticas", ha zanjado la también consellera de Presidencia en la rueda de prensa posterior al Consell Executiu.

Budó ha asegurado que el Govern, de coalición y formado por miembros de ERC y JxCat, puede abstraerse de las discrepancias entre estos dos partidos en otras instituciones y seguir "conjurado" y trabajando de forma leal para desarrollar políticas en beneficio de los ciudadanos.

La portavoz ha defendido que las discrepancias públicas de los últimos días entre ERC y JxCat por la gobernabilidad de la Diputación de Barcelona pueden desvincularse de la gestión del día a día del Ejecutivo catalán, y que el problema afecta a los partidos en sí mismos, y no a la unidad del Govern.

Así, Budó ha rechazado que la legislatura en Cataluña esté en riesgo: "No hemos hablado de este tema. Nosotros seguimos trabajando para sacar adelante la legislatura. Lo que compete a los partidos está al margen del Govern. No hemos hecho valoraciones al respecto".

SIN REUNIONES ESPECÍFICAS

A preguntas de los periodistas, Budó ha asegurado que no hay previstas reuniones entre el presidente, Quim Torra (JxCat), y el vicepresidente, Pere Aragonès (ERC), para abordar el tema, ni que el propio Torra medie para que el pacto en la Diputación acabe siendo entre JxCat y ERC y no entre JxCat y el PSC.

Así, según la portavoz, Torra se mantendrá al margen de que JxCat haya decidido cerrar un pacto con el PSC en la Diputación, pese a que en junio sí intervino personalmente para evitar que JxCat pactara con los socialistas catalanes en su municipio, Santa Coloma de Farners (Girona).

Budó ha concluido que "a nadie se le escapa que el Govern no es monocolor", ya que está compuesto por miembros de JxCat y ERC, pero ha asegurado que esto no significa que no sea granítico a la hora de defender sus decisiones y políticas.

UNIDAD SOBERANISTA

La portavoz ha asegurado que el Govern sigue aspirando a tejer una unidad soberanista para afrontar los próximos meses, en los que con toda probabilidad llegará la sentencia del Tribunal Supremo sobre el juicio a los líderes independentistas por el 1-O.

En este sentido, ha recordado que Torra lleva semanas reuniéndose con líderes de partidos, entidades y sindicatos para buscar una estrategia unitaria: "Confío en que en la ronda de contactos será capaz de encontrar la unidad estratégica del soberanismo. En esto está trabajando el presidente".

Contador

Para leer más