Actualizado 10/10/2009 21:38 CET

Gürtel.- El Colectivo contra la Corrupción exige que cesen todos los implicados y dice que el primero debe ser Camps

VALENCIA, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Colectivo contra la Corrupción exigió hoy que, al igual que el secretario general del Partido Popular de la Comunitat Valenciana (PPCV), Ricardo Costa, también cesen temporalmente "todos y cada uno de los implicados" en la trama Gürtel, y consideró que "el primer cese temporal debe ser el del presidente de la Generalitat y del PPCV, Francisco Camps".

Para la asociación, la suspensión temporal del número dos del PPCV es "un reconocimiento indirecto de los hechos". "El presidente manifestó que ponía la mano en el fuego por su número dos ya que era de su total confianza. Ahora el presidente tiene las manos quemadas y empieza a intentar poner pomadas tranquilizantes adecuadas al gusto de la calle Génova, pero no está a la altura de lo que nos merecemos los valencianos", subrayó el colectivo en un comunicado.

La formación también lamentó que el cese de Costa "tan sólo se plantea temporal" lo que supone "un desviar la atención con un cabeza de turco sin asumir ninguna responsabilidad". Por ello, pidió que "cesen este tiempo de ridiculez, de bochorno y de impunidad" y que el jefe del Consell "deje de practicar el escapismo, como ayer, entrando por la puerta de atrás de la Generalitat al acto de nuestra tierra" y señaló que "si no es capaz", Camps debe "dimitir definitivamente".

El colectivo recordó que "tan sólo se ha levantado el secreto del sumario de 17.000 folios de la investigación", por lo que "todavía quedan más de 53.000 folios por descubrir respecto el caso Gürtel y la trama generalizada de corrupción y de presunta financiación ilegal del Partido Popular".

"Queda mucho por saber, mucho por juzgar en tribunales", subrayó la asociación contra la corrupción, quien consideró que "un cese de un cargo político, sin más dimisiones es un insulto y un nuevo bochorno". "Las medidas tomadas obedecen al juego de poder interno del PP, en función de lo que unos se pueden permitir, como la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y lo que otros no, como Francisco Camps", destacó la entidad.

Asimismo, incidió en que "lo realmente importante es el estado de nuestra tierra, de nuestros servicios, del lugar donde destinan nuestros impuestos, de la maltratada democracia" y agregó que "el daño social y político es irreparable ya que, no solamente asistimos indignados a delitos, sino a actitudes inmorales de cualquier persona especialmente si es cargo público en nuestras instituciones".

El Colectivo contra la Corrupción, con más de 11.000 adhesiones en la red social Facebook, aseguró que seguirá "en el activismo, en la red y en la calle", puesto que "el tiempo de la corrupción ha tocado y empieza una nueva etapa en la que no vamos a permitir que continúen jugando maliciosamente con nuestro futuro, cometiendo ilegalidades, maltratando a los ciudadanos, adecuando las normas a su antojo, y mintiendo y mientiendo para sobrevivir en el mundo corrupto y inmoral que intentan extender".