Actualizado 08/02/2007 13:12 CET

IU avisa de que el relevo en Justicia debe generar cambios de política y no más confrontación política

MADRID, 8 Feb. (EUROPA PRESS) -

El coordinador general de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, considera que el relevo al frente del Ministerio de Justicia, con la sustitución de Juan Fernando López Aguilar por Mariano Fernández Bermejo, debería traer como consecuencia cambios de política, pero no más confrontación política.

En rueda de prensa en el Congreso, Llamazares explicó que el cambio de ministro "deviene de un encaje de carácter electoral" por la candidatura de López Aguilar a la Presidencia de Canarias, y cree que "lo fundamental" debería ser "relanzar el cambio de la política" en lo que queda de legislatura.

No quiso entrar en la posibilidad de que Fernández Bermejo y el PP reproduzcan en el Ministerio sus enfrentamientos del pasado e insistió en que su pretensión sigue siendo lograr que La política de Justicia cambie "y que no se instale en el continuismo ni en la confrontación". Se trata, en su opinión, de "cambiar contenidos, más que retórica o confrontación política".

El líder de IU esbozó dos de los ejes que, según la coalición de izquierdas, deberían cambiar con el nuevo ministro: En primer lugar, modificar la instrucción de los sumarios para que pase a manos de los fiscales y no de los jueces, y en segundo lugar reformar el Tribunal Constitucional para "evitar los riesgos de colapso y de judicialización", pues, según recordó, "hay un intento de convertir a sus miembros en jueces cuando el Alto Tribunal no forma parte del poder judicial, ya que no encausa, sino que establece criterios" sobre la adecuación de las leyes.