Actualizado 29/04/2007 15:52 CET

Landa pregunta a Zapatero si está dispuesto a "abrir las puertas" del Gobierno a PP en su "afán de bloqueo" del proceso

BILBAO, 29 Abr. (EUROPA PRESS) -

El representante de Bizkaiko Abertzale Sozialistak Karmelo Landa preguntó hoy al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, si está dispuesto, "en su afán por contener" a la izquierda abertzale y "bloquear" el proceso, a "abrir las puertas" del Ejecutivo al PP ya que, según advirtió, "ésta es la consecuencia práctica de una actitud de bloqueo del proceso".

En el acto de presentación de la candidatura a las Juntas Generales de Vizcaya en Bilbao, Landa, candidato a diputado de general de la lista, precisó que "están en juego" dos posiciones, la de "adelante con el proceso" y la de "bloquear el proceso".

La primera de ella, indicó, busca establecer "bases sólidas" de acuerdos y lograr "un acuerdo político para que haya un marco democrático en Euskal Herria", así como "acabar con la confrontación histórica" y que en el futuro "la confrontación sea democrática con opciones para todos y con capacidad de decidir" para los ciudadanos vascos. Por el contrario, la segunda de ellas, a juicio de Landa, pretende establecer "alianzas para una marcha atrás" y "un viejo marco".

De esta manera, indicó que la izquierda abertzale está haciendo "lo posible y lo imposible para que efectivamente sea adelante con el proceso" y para tener "voz y voto", mientras que existe "una posición de bloqueo del proceso nítida y clara, con responsables muy claros".

En este contexto, el dirigente abertzale cuestionó al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, si "en su afán de contener la alternativa para Euskal Herria que representa la izquierda abertzale, de bloquear el proceso democrático", está dispuesto a "abrir las puertas" del Gobierno central al PP, el partido "de los hijos del franquismo". "Que no se engañe, ésta y no otra es la consecuencia práctica de una actitud de bloqueo de proceso", insistió.

Asimismo, también realizó una apelación al "PNV de Imaz y de Urkullu" para que expliquen "qué pretenden: ¿editar otra vez la situación de apartheid como hicieron con el amparo y el apoyo del Gobierno Aznar? ¿Volver por estar cómodos en las instituciones a valerse de la política de represión, de ilegalización para poder gobernar con aquellos que le aplauden y sin tener enfrente una alternativa como la de la izquierda abertzale y confrontarse democráticamente a ella?".

De esta manera, aseguró que la mayoría de los ciudadanos vascos apuesta por la opción de "adelante con el proceso, el compromiso político para un nuevo marco".

"ILEGALIZACIONES A LA CARTA"

Por su parte, Txusa Padrones, que encabeza la lista por la circunscripción de Margen Izquierda, destacó asimismo que la izquierda abertzale es la única que apuesta por "una solución democrática al conflicto".

En esta línea, subrayó que más de 84.000 personas han "clamado" con sus firmas de apoyo a las plataformas abertzales que "no están de acuerdo con ilegalizaciones a la carta- que lo que único que buscan es alargar el conflicto y que PSOE y PNV se perpetúen y se afiancen" en el poder- y han "exigido" la presencia abertzale en las instituciones.

Padrones reclamó el "cambio de raíz" en la política "neoliberal y de derecha" que, a su entender, ha desarrollado durante los últimos años el PNV con el "apoyo" de PSE-EE o de EA y EB.

Entre los objetivos citados, se encuentran la puesta en marcha de una política fiscal "solidaria" y que "efectiva contra el fraude", así como medidas que permitan solventar el problema de vivienda, que incidan en la seguridad laboral, penalicen la deslocalización de empresas que han recibido ayudas públicas, impulsen la integración de los inmigrantes, y permitan la paridad entre hombres y mujeres.