Matas anuncia que utilizará "todas las armas legales" a su disposición para oponerse a la directiva Bolkestein

Actualizado 13/04/2007 19:43:10 CET

PALMA DE MALLORCA, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Govern, Jaume Matas, anunció hoy que utilizará "todas las armas legales" de las que dispone el Ejecutivo autonómico para oponerse a los efectos de la trasposición a la normativa estatal de la Directiva europea de Servicios 'Bolkestein' y mantener vigente la moratoria que pesa sobre las licencias de construcción de nuevas grandes superficies comerciales en Baleares.

Durante su intervención en la clausura de la Jornada sobre Comercio organizada por la Conselleria de Comercio, Industria y Energía, Matas reiteró su compromiso con la protección del sector del pequeño y mediano comercio de las islas y el mantenimiento de una situación de competencia "leal y real".

Según dijo el jefe del Ejecutivo balear, la Administración autonómica está legitimada por el contenido de la propia directiva para intervenir normativamente y legislar en favor del mercado, ya que la norma contempla la posibilidad de exigir autorización previa de la autoridad competente en casos en los que exista conflicto con el interés general.

En este sentido, explicó que la jurisprudencia del Tribunal de la Unión Europea (TUE) establece que, entre otros aspectos, se consideran interés general la sostenibilidad medioambiental, la seguridad ciudadana y la ordenación urbana, cuestiones todas ellas que podrían ser alegadas para proteger el tejido comercial urbano en las islas.

"El Govern lidera este movimiento de oposición a la directiva Bolkestein y tendrá como uno de sus principales objetivos la lucha para impedir los efectos negativos de la misma, ya que es una norma poco sensible a las peculiaridades de las islas y supone una amenaza para este sector económico", aseveró.

El presidente recordó la importancia del pequeño y mediano comercio para la economía del archipiélago, puesto que su producción supone un 26 por ciento del PIB anual balear, frente al 16 por ciento que aporta el mismo sector a nivel estatal. "Nuestro comercio es un modelo a seguir, un referente", concluyó.