Actualizado 03/05/2007 21:39 CET

El PP exige a Marín disculpas hacia una diputada por haberla "ofendido gratuitamente en su honor" llamándola reincidente

MADRID, 3 May. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del Grupo Popular en el Congreso, Jorge Fernández Díaz, ha dirigido un escrito al presidente de la Cámara Baja, Manuel Marín, en el que le exige que se disculpe públicamente con la diputada Ana Belén Vázquez, por haberle acusado de ser "reincidente" en la última sesión de control al Gobierno, incurriendo, según el PP, en una "ofensa gratuita en su honor". Esta acusación se produjo cuando Vázquez reclamó una rectificación al ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, con el que previamente había mantenido una agria disputa.

Tras finalizar las preguntas de control, Vázquez pidió la palabra con la intención de quejarse porque el titular de Interior había tildado de "miserable" su intervención, centrada en una retahíla de reproches sobre la política antiterrorista del Ejecutivo. Entre otras cosas, Vázquez había afirmado que Batasuna es ETA y que sigue actuando "amparada" por el Gobierno.

Cuando Marín le concedió la palabra para que explicase el motivo por el que la había solicitado, Vázquez demandó al ministro que retirase el adjetivo "miserable" del Diario de Sesiones. Marín dijo no apreciar ningún elemento que hiciese necesario conceder un turno de alusiones a la parlamentaria, pero le ofreció la posibilidad de plantear formalmente una petición para que él estudiase la conveniencia o no de suprimir el polémico término.

Ante el malestar expresado por la diputada del PP desde su escaño, Marín decidió llamarla al orden, conminándola a respetar su decisión. "Respete la decisión del presidente, es usted muy reincidente en esto", le espetó. Como la diputada no cesaba en sus quejas, Marín optó por llamarla al orden por segunda vez, recordándole que tres llamadas al orden seguidas implican automáticamente la expulsión del hemiciclo.

RETIRAR "MISERABLES" DEL DIARIO DE SESIONES.

En su escrito, al que ha tenido acceso Europa Press, Fernández Díaz tacha de "excesiva y carente de todo rigor" la actuación del presidente del Congreso. Además, le demanda una disculpa pública alegando que la "sorprendente" acusación de reincidencia "vertida por el presidente el Congreso supone la reiteración de una culpa o defecto que hubiera requerido explicación en el mismo momento y por extenso para no incurrir en una ofensa gratuita al honor de la señora diputada".

Asimismo, el PP solicita formalmente en su escrito que se retire del Diario de Sesiones el adjetivo de "miserables" que Rubalcaba utilizó para calificar los argumentos esgrimidos por Vázquez, por considerar que "es del todo inadmisible en un debate parlamentario regido por un mínimo nivel de cortesía parlamentaria" y que sus palabras fueron "gravemente denigratorias" para la diputada.