Actualizado 08/08/2007 19:33 CET

El PSC afirma no estar satisfecho con la visita de la ministra Álvarez porque el problema persiste para los ciudadanos

BARCELONA, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

El secretario de organización del PSC, José Zaragoza, afirmó hoy que en el PSC no están "satisfechos" con la situación de las infraestructuras catalanas tras la visita de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, porque los ciudadanos aún "sufren ocho años de falta de inversiones". "No estamos satisfechos, porque los ciudadanos de Catalunya están sufriendo las consecuencias de la falta de previsión durante muchos años", dijo.

En rueda de prensa, Zaragoza valoró que Álvarez pusiera un "calendario de resolución" de lo "que más preocupa en este momento, que es el problema de las Cercanías". "Dio los datos y fechas de cumplimento y nosotros exigiremos que los cumpla", señaló.

Zaragoza auguró "un periodo de tiempo con problemas" relacionados con las infraestructuras en Catalunya y afirmó que "durante muchos años habrán atascos". Para combatirlos, afirmó, deben hacerse "inversiones a largo plazo".

IRONIZÓ SOBRE LA UNIDAD DE CiU CONTRA ÁLVAREZ

Sobre la propuesta de CiU de crear un frente común de partidos catalanes que exija la dimisión de la ministra, consideró que "a los ciudadanos no les importa si es ministro uno u otro", sino que "las cosas funcionen".

También restó importancia a esta proposición afirmando que "forma parte de la dinámica parlamentaria" reclamar que cesen ministros y subrayó la importancia del "compromiso público" que adquirió Álvarez en su visita. "Nosotros creemos que los ciudadanos lo que piden es que haya continuidad en las obras", sostuvo.

Además, consideró una "tomadura de pelo" la unidad de los convergentes en Madrid con otros partidos. "Estas peticiones de unidad de CiU ya sabemos todos cómo acaban", señaló.

También recordó que los convergentes votaron unos Presupuestos Generales del Estado (PGE) en los que se daba inversión al Aeropuerto de Barajas y no al catalán. "Ahí no hubo frente común, hubo frente de derechas", ironizó.

En este sentido, consideró que la proposición de CiU son "palabras vacías". Además, defendió la comparecencia de la ministra en el Congreso y tachó a CiU de "especialista en bloquear las comparecencias de ministros" cuando estaban en el poder.

Zaragoza culpó al PP y a CiU por dejar que las infraestructuras catalanas se hayan "degradado" durante el tiempo que gobernaron juntos. Por ello, consideró oportuno que el ex ministro de Fomento, Francisco Álvarez Cascos, y los consellers convergentes que tuvieran las competencias en ese tiempo, comparecieran en el Parlament.

Según Zaragoza, esto daría "credibilidad" a las críticas de CiU y PP que, para él, también deberían "reconocer que cometieron un error" con la inversión catalana en infraestructuras en los PGE mientras estaban en el poder.

"CRUCE DE PROBLEMAS"

El socialista explicó que los problemas actuales se deben a un "cruce" entre las obras nuevas, como la del AVE, combinadas con unas "infraestructuras degradadas". "Cuando no haces obras es cuando no generas problemas", consideró.

Ejemplificó esto diciendo: "Es como hacer obras en casa cuando vives dentro". Sobre esto, añadió que la estrategia del Govern es "buscar dinero para poder hacer las obras de la forma más rápida y eficaz".

Zaragoza apuntó que "la pérdida de ocho años" en infraestructuras no se recuperará en otros ocho porque no se trata de un problema "aritmético". Además, señaló que ningún partido de la oposición ha hecho "una sola propuesta que hubiese podido evitar los problemas".

ERC Y ICV-EUiA NO SON SOCIOS PARA LAS ELECCIONES GENERALES

El secretario de organización del PSC justificó la postura de sus socios del tripartito sobre la visita de la ministra de Fomento afirmando que faltan pocos meses para las elecciones generales. "No son socios del gobierno en España", dijo.

Consideró "legítimo" que ambas formaciones hagan reclamaciones a la ministra, pero recordó que "lo que interesa es que se solventen los problemas". Además, opinó que "si no hubiese venido, la hubiesen criticado por no haber venido igualmente".