El Gobierno no descarta la opción de un solo tubo para la segunda fase del Canal de Navarra, que cifra en 143 millones

Publicado 27/02/2019 16:05:07CET

PAMPLONA, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Navarra ha afirmado que la opción de un solo tubo para la segunda fase del Canal de Navarra, que "se había descartado por parte de la UTE" en el informe sobre alternativas, "no se puede descartar", ya que, tras los cálculos realizados por los técnicos del Departamento de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, el presupuesto de ejecución material "bajaría en 35 millones, de 178 a 143 millones de euros".

Así lo han detallado en una comisión parlamentaria el vicepresidente de Desarrollo Económico del Gobierno foral, Manu Ayerdi, y la consejera de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local, Isabel Elizalde, quienes han defendido que el Ejecutivo está actuando con "mucha responsabilidad" respecto a esta infraestructura.

En este sentido, Ayerdi ha asegurado que, de cara a la elección de la alternativa para llevar el agua a la Ribera, a través de un tubo o de dos, esta última opción en una o dos fases, el Gobierno foral mantendrá en el Consejo de Canasa una posición de "enorme responsabilidad y de compromiso" con el Canal de Navarra.

Sobre el estudio de alternativas para la segunda fase, Elizalde ha detallado que los servicios técnicos de su departamento han detectado "errores y discrepancias" que "pueden inducir a una toma de decisiones erróneas y que pueden afectar a la viabilidad de actuación".

Y ha hablado de "errores que afectan al coste final de cada una de las alternativas y también discrepancias en cuanto a los costes energéticos y cómo se han valorado los mismos; errores en cuanto al precio de las tuberías y una serie de cuestiones en cuanto a los análisis económicos que habría que considerar".

(Habrá ampliación)

Contador