Actualizado 11/12/2007 21:19 CET

Crónica Argelia.- Al menos 22 muertos en un doble atentado con coches bomba en Argelia

- Un artefacto estalló en Argel al paso de un autobús escolar cerca del Tribunal Supremo, y otro lo hizo ante la sede de ACNUR

ARGEL, 11 Dic. (OTR/PRESS) -

Jornada trágica en Argelia después de que dos atentados con coche bomba provocasen la muerte de al menos 22 personas y heridas a alrededor de 177 en la mañana de hoy, aunque estas cifras podrían elevarse. El primero de estos ataques terroristas se produjo al paso de un autobús cerca del Tribunal Supremo, mientras que el segundo estalló en las inmediaciones de varias instalaciones de Naciones Unidas. El Gobierno argelino lamentó estas masacres, dirigidas contra "gente inocente" y que provocaron muertes también entre niños.

La primera de las bombas explotó cerca del Tribunal Supremo, en la periferia de Argel, al paso de un autobús repleto de estudiantes, en el que viajaban varias de las que posteriormente figurarían como víctimas mortales. Según informaciones de la agencia argelina 'APS' recogidas por otr/press, el ministro de Interior, Noureddine Yazid Zerhouni, situó como diana de esta bomba en el Consejo Constitucional.

La segunda deflagración ocurrió en el lujoso barrio residencial de Hydra, cerca del anterior lugar. Al parecer, tenía como objetivo la sede del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Argelia. Según el portavoz de la organización, Ron Redmond, en la calle también se hallaban las oficinas del Programa de Desarrollo de la ONU, igualmente destruidas, como declaró a la 'CNN', y que provocaron la muerte de varios de los funcionarios que trabajaban en las oficinas.

Ambos sucesos se produjeron con coches bomba y en apenas diez minutos, alrededor de las 9.30 horas, tal y como indicó la radio pública. Unos ataques de los que, a juicio del ministro de Interior argelino, Yazid Zerhouni "no se está a salvo" nunca. "Todo depende del grado de nuestra vigilancia y movilización", agregó. Para el primer ministro argelino, Abdelaziz Belkhadem, estos "crímenes" iban dirigidos contra "gente inocente". "Estudiantes y escolares se encuentran entre las víctimas, nada puede justificar este crimen", afirmó, según la cadena 'BBC'.

Zerhuni dio un balance de consecuencias en el que redujo las estimaciones iniciales de afectados a 22 muertos y 177 heridos. No obstante, en medio de la confusión fuentes médicas y de salvamento advirtieron de que las cifras podrían duplicarse.

Hasta la tarde de hoy, ningún grupo había reclamado la autoría de los dos atentados, aunque se trabaja con la hipótesis de una ramificación de Al Qaeda en el norte de África. La sospecha del terrorismo islamista se eleva si se tiene en cuenta que se trata de día 11 y que, esa misma jornada del mes de abril, otras 33 personas fallecieron en un ataque contra la oficina del primer ministro. Zerhuni acusó directamente al brazo armado de Al Qaeda en el Magreb según 'APS'. "Sabemos con seguridad que se trata del Grupo Salafista para la Predicación y el Combate (GSPC)", declaró Zerhuni, quien añadió que algunos presos de esta organización habían confesado que tanto las sedes del Gobierno como las oficinas de la ONU figuraban entre sus objetivos.

CONDENA UNÁNIME

El secretario General de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, lamentó desde Indonesia unos sucesos que tocan a su organismo directamente. "Es inaceptable", lamentó un afectado Ban en Bali, donde participa en la cumbre del clima.

Desde la Comisión Europea, la responsable de Relaciones Exteriores, Benita Ferrero-Waldner, dijo hoy sentirse "horrorizada por estos atroces actos contra civiles" y expresó en un comunicado su condena "en los términos más fuertes". "Espero que aquellos que sean responsables de este acto horrible sean llevados ante la justicia", añadió. A este respecto, la UE también reiteró su condena de unos sucesos que suponen un "intento de minar la paz y la estabilidad" en Argelia, según un comunicado de la Presidencia de turno, en poder de Portugal.

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, remitió un telegrama al presidente argelino, Abdelaziz Buteflika, en el que además de la condena transmite su "solidaridad" con las víctimas de estos "execrables ataques terroristas".

Asimismo, tanto el Rey de Marruecos, Mohamed VI, como el secretario general de la Liga Árabe, Amer Musa, lamentaron la masacre. Según informaciones de la agencia marroquí 'MAP', durante una conversación telefónica con el presidente argelino, Mohamed VI expresó su solidaridad y sus condolencias por los atentados y reiteró el "compromiso inquebrantable del Reino de Marruecos, a nivel regional e internacional, para combatir el terrorismo e intensificar y coordinar los esfuerzos con vistas a erradicar este flagelo". En este sentido, Musa condenó enérgicamente este "acto criminal injustificado" y expresó sus condolencias a las familias de las víctimas y a los heridos, según un comunicado de la Liga publicado en El Cairo.

Por otra parte, el presidente estadounidense, George W. Bush, lamentó los ataques de "enemigos de la humanidad" contra "inocentes", según señaló el portavoz del Consejo Nacional de Seguridad, Gordon Johndroe.