Crónica Inmigración(2).- Los Veintisiete respaldan el Pacto de Inmigración, que deja "satisfecha" a España

Actualizado 07/07/2008 22:26:51 CET

- El acuerdo "responde bastante bien al proyecto político español", afirma Rubalcaba

CANNES, 7 Jul. (OTR/PRESS) -

El Pacto Europeo de Inmigración, la primera iniciativa de la Presidencia Francesa de la UE, se vistió hoy de largo en la ciudad de Cannes, donde recibió el apoyo general de los Veintisiete. El ministro de Interior español, Alfredo Pérez Rubalcaba, se mostró "satisfecho" por la redacción de este texto, que entre otros aspectos pide que las regularizaciones se estudien caso por caso y medidas que favorezcan la integración y no incluye el polémico 'contrato de integración' que se sustituye por una 'invitación' a los países para poner en marcha "políticas ambiciosas" de integración. Según Rubalcaba el pacto "responde bastante bien al proyecto político español".

Francia se había marcado como uno de sus principales objetivos durante su semestre de liderazgo fomentar una política común en materia de inmigración. Por este motivo, los ministros de Interior iniciaron hoy los debates de un pacto que se pretende abordar formalmente en el Consejo Europeo del próximo octubre y que ha contado con la participación en tareas de redacción de España y Alemania.

El texto pide a los Estados miembros limitarse a las regularizaciones "caso por caso y no generales, en el marco de las legislaciones nacionales por motivos humanitarios y económicos". Además, invita a los países a poner en marcha "políticas ambiciosas para favorecer la integración armónico en sus países de acogida de los inmigrantes" y solicita equilibrar los derechos de los extranjeros con sus deberes, entre los que menciona el respeto a "las leyes de acogida". En este sentido, contempla medidas para favorecer "el aprendizaje de la lengua y el acceso al empleo, factores esenciales de la integración" y pone acento en el respeto de las "identidades" de los Estados.

Asimismo, el Pacto refleja la necesidad de luchar contra la inmigración ilegal y tener en cuenta las capacidades de acogida de trabajo, los servicios sanitarios, escolares y sociales. El texto recuerda en este punto que el comportamiento nacional "puede afectar a los intereses de otros Estados" y, por tanto, es "imperativo" que cada país tenga en cuenta los intereses de sus socios.

SATISFACCIÓN ESPAÑOLA

A su llegada a la cumbre, Rubalcaba fue contundente en su valoración: "Estamos satisfechos". "Creemos que recoge lo esencial de nuestro modelo de integración", declaró a la prensa, que le interrogó por si España se siente aludida por la referencia a las regularizaciones "caso por caso". "No nos sentimos señalados, nos sentimos muy cómodos habiendo conseguido que se reconozcan elementos de nuestra política de inmigración y pensando que las regularizaciones tienen que hacerse caso por caso", señaló, "así ha sido siempre, individualmente y por razones no sólo humanitarias sino también económicas".

Posteriormente, el ministro de Interior dijo no entender por qué llama tanto la atención el empleo en el texto del término "inmigración escogida", cuando en realidad "hace mucho" que España lo practica. En rueda de prensa al término de la primera sesión, recalcó la influencia española en el Pacto, que a su juicio supone "un "paso importantísimo hacia una política común europea".

Por su parte, el comisario europeo de Justicia, Libertad y Seguridad, Jacques Barrot, se mostró partidario de organizar los flujos migratorios hacia la UE, ya que aunque la inmigración no es "amenazadora" sí hace falta organizarla y no dejarla "en el desorden". "No hay ninguna razón para que no haya reglas del juego y que los inmigrantes no puedan venir ilegalmente", agregó, a su llegada al Consejo informal de ministros. Sobre los procedimientos de expulsión, Barrot sentenció que hace falta un marco jurídico "para evitar los abusos" y enviar una "señal" a las mafias internacionales.

OTR Press

Charo Zarzalejos

Optimismo contenido

por Charo Zarzalejos

Julia Navarro

El gurú de la Moncloa

por Julia Navarro

Isaías Lafuente

Eres tú

por Isaías Lafuente