Publicado 19/01/2022 11:11

El Papa muestra su cercanía a la población de las islas de Tonga tras una erupción volcánica y un tsunami

El Papa en una de las audiencias generales
El Papa en una de las audiencias generales - Giuseppe Lami/ANSA via ZUMA Pres / DPA

ROMA, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Papa ha mostrado "su cercanía" a la población de las islas de Tonga, en el Pacífico Sur, que han sufrido una erupción volcánica y un tsunami dejando al menos tres muertos, según han reportado las autoridades locales.

"Mi pensamiento va a la población de las islas de Tonga, golpeadas en los pasados días por la erupción de un volcán submarino que ha causado ingentes daños materiales", ha dicho el Papa en la audiencia general de este miércoles.

Así, el Pontífice ha mostrado su "cercanía" a todas las personas que han sufrido esta tragedia y ha implorado que "encuentren alivio a su sufrimiento". Los habitantes del territorio afectado siguen incomunicados por el corte de un cable submarino que suministra el servicio de Internet. Hasta ahora, las autoridades han reportado tres víctimas mortales.

Por otro lado, ha reivindicado la situación laboral de los trabajadores de la aerolínea, Air Italy, que debido al impacto en la aviación de la pandemia de COVID-19 fue liquidada por el consejo administrativo en febrero de 2020 con un balance de pérdidas superiores a 120 millones de euros.

En este sentido, ha deseado que su situación se resuelva con una "solución positiva" que respete "los derechos de todos, especialmente de las familias". "Es importante custodiar los derechos laborales de todos", ha insistido.

Durante la catequesis, el Papa también se ha hecho eco de la situación que viven las personas que están en la cárcel y ha señalado que no se puede "condenar a alguien" sin dejar abierta "una ventana para la esperanza". "Es justo que quien se ha equivocado pague por su error, pero es igualmente justo que quien se ha equivocado pueda redimirse del propio error", ha afirmado.

Por ello, ha instado a orar por las personas que están presas para que puedan "encontrar esa ventana de esperanza" y, por tanto, una "salida hacia un mundo mejor".

El Papa ha reflexionado sobre la característica de San José que hacía que fuese el "padre de la ternura", una característica en la que ha profundizado en la Carta Apostólica Patris corde publicada el pasado 8 de diciembre de 2020. Si bien los Evangelios no dan particularidades sobre cómo ejerció su paternidad San José, para el Papa está claro que "su ser hombre 'justo' se tradujo también en la educación dada a Jesús".

"La ternura es algo más grande que la lógica del mundo. Es una forma inesperada de hacer justicia. Por eso, no debemos olvidar nunca que Dios no se ha asustado de nuestros pecados, de nuestros errores, de nuestras caídas, sino que se asusta por el cierre de nuestro corazón, de nuestra falta de fe en su amor. Hay una gran ternura en la experiencia del amor de Dios. Y es bonito pensar que el primero que transmite a Jesús esta realidad haya sido precisamente José. De hecho, las cosas de Dios nos alcanzan siempre a través de la mediación de experiencias humanas", ha dicho.

El Papa ha instado a poner en práctica una "revolución de la ternura" porque sin ella se corre el riesgo "de quedar presos en una justicia" que no permite levantarse "fácilmente" y que "confunde redención con castigo".