20 de febrero de 2020
 

La situación humanitaria en Somalia alcanza sus peores niveles desde hace diez años

Actualizado 13/04/2007 11:24:04 CET

NUEVA YORK, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

La situación humanitaria en Somalia ha descendido hasta sus peores niveles desde hace al menos diez años, según advierte el responsable de Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas, John Holmes. Los enfrentamientos violentos --los más graves desde el inicio de la guerra en 1991-- y el difícil acceso a las personas, son las principales causas de dicha situación.

El secretario general adjunto de Asuntos Humanitarios aseguró estar "profundamente preocupado" por los últimos acontecimientos en Mogadiscio, capital de Somalia. Holmes también es coordinador de Asistencia de Emergencia de Naciones Unidas.

En un comunicado difundido por la organización, Holmes lamenta que a pesar de "parecía renacer la esperanza", la tregua se haya roto en apenas unos días, mientras "crece el sufrimiento de la población".

La Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) recuerda en el mismo documento que el frágil alto el fuego acordado el 1 de abril se rompió al retomar el pasado miércoles los combates en la capital somalí, cuando, además, civiles fueron víctimas de hostigamientos, violaciones y robos cuando huían de la ciudad.

Asimismo, señala que en el mes de marzo centenares de personas fueron asesinadas y hubo más de 1.000 heridos, mientras que más de 200.000 habitantes dejaron Mogadiscio desde el mes de febrero. A esta trágica situación, insiste el comunicado, se suma el periodo de sequía sin precedentes sufrido en el sur y centro del país, inundaciones y tres oleadas de intenso combate.

En este sentido, se ha producido un gran aumento de casos de diarrea directamente ligados a las inundaciones desde finales de 2006, que ha causado ya la muerte a 400 personas.

Y a pesar del agravamiento de la situación, el personal humanitario se enfrenta a enormes dificultades para trabajar, ya que sufren hostigamientos, inseguridad, intimidaciones e, incluso, detenciones.