El 'asesino de Caloca' aparece colgado en su celda de El Dueso

 

El 'asesino de Caloca' aparece colgado en su celda de El Dueso

Contador
Publicado 07/07/2017 13:05:47CET

Juan Carlos Pérez Vejo no estaba en el protocolo de prevención de suicidios

SANTANDER, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

Funcionarios del centro penitenciario de El Dueso encontraron este jueves muerto, colgado de una sábana en su celda, al recluso Juan Carlos Pérez Vejo, conocido como el 'asesino de Caloca', condenado a 18 años de cárcel por matar a puñaladas a su compañera sentimental en septiembre de 2013 en una pista forestal entre Caloca, en Pesaguero, y la localidad palentina de Casavegas.

Tras encontrar el cuerpo sin vida del preso en el recuento de la mañana, se dio aviso al juez de guardia que procedió al levantamiento del cadáver y ordenó practicarle una autopsia.

Fuentes de Instituciones Penitenciarias han confirmado a Europa Press el suicidio, adelantado por el Diario Montañés, y han explicado que se ha abierto una investigación interna en paralelo a la investigación judicial.

Instituciones Penitencias ha precisado que el recluso, que en septiembre habría cumplido cuatro años en El Dueso, no estaba en protocolo de prevención de suicidios, porque "no había ningún indicio de que pensara atentar contra su vida".

El autor confeso de la muerte de María Cruz Fernández, lebaniega de 44 años, fue juzgado en febrero de 2016 por un juzgado popular, que por mayoría le declaró culpable de un delito de asesinato con el agravante de parentesco, tras lo cual la Audiencia provincial de Cantabria le condenó a 18 de cárcel.

El crimen ocurrió la noche del 18 de septiembre de 2013, cuando después de cenar en un restaurante de Polaciones, la pareja se desplazó en el coche de ella por una pista forestal que une Caloca y Casavegas -localidad de Palencia-.

Cuando llegaron a un lugar conocido como 'La vuelta del Rozo', ya a medianoche, comenzaron una discusión motivada supuestamente "por los celos del acusado", quien cogió una navaja o cuchillo del interior del coche y asestó a la mujer "hasta 12 puñaladas" que le causaron la muerte, "no instantáneamente pero sí de manera rápida", según el relato del fiscal.

Pérez Vejo arrastró el cuerpo de la novia hasta la cuneta y lo tiró a la maleza, donde permaneció hasta ser descubierto por unos excursionistas el 20 de septiembre de 2013. Además de abandonar el cuerpo se llevó el coche de la víctima y lo dejó aparcado en Santander, donde fue recuperado ese mismo día.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies