La ACB recurrirá la resolución de la CNMC, a quien insta a aclarase en varios aspectos jurídicos

Publicado 12/04/2017 21:08:27CET

MADRID, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB) ha anunciado este miércoles que "recurrirá la resolución de la CNMC", Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia que multó a la ACB con 400.000 euros por la política económica en los ascensos, a través de un comunicado en el que defiende la legalidad de su administración.

"La ACB recurrirá la Resolución de la CNMC, al considerar que atenta contra la capacidad auto-organizativa de las ligas profesionales, reconocida en el Tratado de Funcionamiento de la UE y la jurisprudencia europea, y que no tiene precedentes en Europa ni en el resto del mundo", afirma tras la sanción sobre la cuota de entrada y el fondo de regulación de ascensos y descensos (FRAD).

La CNMC inició en octubre de 2015 el expediente sancionador, pero la ACB considera que "la Resolución tiene varios aspectos que necesitan clarificación jurídica por parte de la propia CNMC", afirma la nota. "La implantación de una cuota de entrada y del fondo de regulación de ascensos y descensos fue consensuada con la Federación Española de Baloncesto (FEB) en el convenio de Coordinación entre ambos organismos", apunta.

"Este Convenio de Coordinación tiene amparo en la Ley del Deporte y el Real Decreto sobre Federaciones Deportivas y ha sido a su vez visado por el Consejo Superior de Deportes (CSD). En 1991 se negoció un Convenio con la FEB que incluía una modificación de los Estatutos de la ACB para condicionar el acceso a la Liga ACB al pago de una cuota de entrada y el importe de esa primera cuota de entrada. Ese Convenio fue visado por el CSD, que debía aprobar además la modificación estatutaria para exigir la cuota de entrada", explica.

"En 1992, la ACB propuso por escrito a la FEB y al CSD incrementar el importe de la cuota de entrada y tanto la FEB como el CSD mostraron su acuerdo por escrito, y este último además informó que la abogacía del estado lo consideraba ajustado a derecho. Desde entonces, el ajuste de la cuota de entrada ha sido incluido en los Convenios de 1996, 2001 2005 y 2008, que se encuentra prorrogado por ambas partes. La ACB ha operado con este modelo durante 27 años y es reconocida como la segunda mejor liga nacional del mundo, solo por detrás de la NBA, una liga cerrada que exige una cuota de entrada multimillonaria cuando acepta la compraventa de un club o aumenta el número de clubs participantes", añade.

Además, la ACB defiende que la cuota es "un elemento esencial del modelo económico solidario de la ACB". "Un club que adquiere una plaza en la Liga Endesa mediante ascenso se convierte en socio de la Asociación a igual efecto que clubes que llevan desde 1982. Si un club accede a los beneficios y repartos económicos de la ACB sin haber satisfecho una cuota de entrada acorde a las inversiones realizadas por los otros clubes de la Asociación, el perjuicio respecto a éstos será enorme", afirma.

"El FRAD se paga entre clubes (lo aportan los equipos que ascienden y reciben los que descienden, sin beneficio económico para la Asociación) y actúa de forma amortiguadora en caso de descenso de un club a una categoría inferior, ayudando a su estabilidad económica. El FRAD equivale a una Seguridad Social en el ámbito asociativo y su abono nunca había sido cuestionado hasta ahora. Su eliminación tendría efectos muy negativos para los equipos que ascendieran y posteriormente acabaran sufriendo un descenso deportivo", finaliza, convocando a los 17 clubes de la ACB para una reunión extraordinaria el martes 18 de abril.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies