La economía social crea 3.100 nuevas empresas y genera 6.000 empleos y 160.000 millones de euros

Actualizado 20/03/2018 18:12:47 CET

MADRID, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

La economía social ha ayudado a que en España crezcan cerca de 3.100 empresas, hasta unas 43.000 sociedades, y a que se creen 6.000 empleos y se generen más de 160.000 millones de euros, según ha señalado el presidente de la Confederación Española de la Economía Social (Cepes), Juan Antonio Pedreño, en la presentación de la Estrategia Española de Economía Social 2017-2020.

Para Pedreño, esta estrategia puede servir como ejemplo para poner en valor lo que representa la economía social y para dejar claro que el modelo de empresa del futuro es el que defiende esta economía y ha apuntado que la economía social demuestra que es posible otro modelo económico, con empresas "comprometidas social y económicamente".

"Es sumamente importante que España sea el primer país que crea una Estrategia de Economía Social, la cual servirá para desarrollarla en otros países europeos que siguen la estela de lo que España está haciendo en materia de economía social", ha añadido.

Además, Pedreño ha resaltado la importancia de que el Gobierno valore y quiera incrementar un ecosistema de Economía Social que sirva para que las comunidades autónomas adapten y realicen planes de apoyo y soporte al modelo económico.

Por su parte, la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha asegurado que para el Gobierno la economía social es uno de los mejores exponentes de la "marca España" y forma una parte esencial de la recuperación social que vive hoy España.

No obstante, la titular del Ministerio ha dejado claro que todavía queda mucho camino por recorrer para que la recuperación llegue a todos los españoles y para que el país salga del procedimiento de déficit excesivo en el que entró en 2009 y que todavía "no está culminado".

"Estamos en la mitad del camino, en la mitad de un trienio que deberíamos llamar de la recuperación social", ha apostillado, tras subrayar que los datos de paro y afiliación registrados día a día son "muy buenas noticias" y afirmar que en esos datos se refleja el esfuerzo que hay que hacer para que quien busca trabajo lo encuentre.

Para la ministra, uno de los desafíos importantes es llegar a 2019 a los 20 millones de personas trabajando, porque entonces será cuando de verdad se culmine el proceso de recuperación social en España.

"Somos conscientes de que las cosas van mejor y de que queda camino por recorrer, por ello creemos que la economía social debe ser protagonista de la recuperación social", según Báñez.

De hecho, ha insistido en que la economía social es una prioridad dentro "de la España de la recuperación y de futuro". Así, ha puesto de relieve que la economía social española está "a la vanguardia de lo que es el modelo de hacer empresas en Europa".

Por otro lado, Báñez ha destacado que más del 80% del empleo que crea la economía social es indefinido, lo que pone en valor que esta economía vela por el capital humano y por el talento. Además, cree que los nuevos desafíos (globalización o digitalización) están llegando a toda velocidad y que la solución es la formación permanente de los trabajadores.

11 EJES PARA LIDERAR LOS CAMBIOS EMERGENTES

El Gobierno aprobó el diciembre esta primera Estrategia Nacional de Economía Social 2017-2020, que se vertebra en torno a 11 ejes y cuyo objetivo es consolidar y promocionar el modelo empresarial de la economía social para que el sector lidere la innovación frente a los cambios emergentes.

El objetivo principal de esta Estrategia, según el Gobierno, es el de "abordar con mayor profundidad los cambios emergentes, el reto de la globalización, la era digital, el envejecimiento poblacional y la inclusión social".

En concreto, la Estrategia 2017-2020 contiene acciones dirigidas a la creación de empleo y de apoyo en el ámbito de la economía social, como la realización de análisis sobre el sector; la generación de incentivos tanto al empleo estable como al emprendimiento en este modelo empresarial; y una mayor presencia en sectores de actividad y de prestación de servicios vinculados a los pilares del Estado del Bienestar, como el del ámbito de la dependencia.