La inflación del Reino Unido subió al 2,5% en julio

Libra
REUTERS - Archivo
Actualizado 15/08/2018 13:27:09 CET

LONDRES, 15 Ago. (EUROPA PRESS) -

La tasa de inflación interanual del Reino Unido se situó el pasado mes de julio en el 2,5%, una décima por encima de la lectura correspondiente al mes anterior, lo que representa la primera aceleración de la subida de los precios en la economía británica desde noviembre de 2017, según los datos publicados por la Oficina Nacional de Estadística (ONS).

El repunte de los precios en julio respondió al encarecimiento de los videojuegos y el transporte, mientras que los estas subidas se vieron compensadas por las caídas de precios de la ropa y el calzado.

En concreto, los precios del transporte registraron en julio una subida interanual del 5,6%, impulsados por el encarecimiento de los combustibles, mientras que en el extremo opuesto, el precio de la ropa y el calzado registró una descenso del 0,4%, su primera bajada interanual de desde octubre de 2016.

En este sentido, James Smith, analista de ING, considera que esta aceleración de los precios en julio supone "un techo", anticipando que en los meses venideros los precios comenzarán a moverse a la baja de manera gradual.

"Para el Banco de Inglaterra, probablemente esto sea otro argumento para mantenerse en los márgenes durante los próximos meses a medida que la incertidumbre sobre el 'Brexit' se convierta en una preocupación", apunta el experto.

Los comentarios sobre un 'Brexit sin acuerdo están aumentando, advierte Smith, lo que podría suponer un lastre para la confianza si las negociaciones siguen bloqueadas a medida que se acerca el final de año.

"Por ese motivo, no esperamos otra subida de los tipos de interés antes de mayo de 2019 como muy pronto", añade.

A principios de agosto, el Banco de Inglaterra decidió "por unanimidad" elevar en un cuarto de punto porcentual el tipo de interés de referencia de la libra, situándolo en el 0,75%, su nivel más elevado desde febrero de 2009.

La de agosto fue la segunda subida del precio del dinero durante el mandato de Mark Carney, gobernador del Banco de Inglaterra desde julio de 2013, después de la realizada el pasado mes de noviembre. En su última reunión, celebrada el pasado mes de junio, seis miembros del Comité votaron a favor de mantener los tipos y únicamente tres habían optado por una subida.