Alierta destaca que el trabajo realizado por el presidente de El Corte Inglés es "irrepetible"

Actualizado 05/07/2015 2:31:57 CET

MADRID, 15 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Telefónica, César Alierta, ha destacado la personalidad y el trabajo realizado por el presidente de El Corte Inglés, Isidoro Álvarez, cuya labor es "irrepetible".

"Lo que ha hecho por toda la familia, por todos los trabajadores de El Corte Inglés y por España es irrepetible. Ha sido un compañero y un modelo", ha subrayado Alierta, quien ha acudido a la capilla ardiente del presidente del gigante de la distribución instalada en la Fundación Ramón Areces, en Madrid,

"Era un tipo supersencillo y supernormal, al que yo mismo me he encontrado en las tiendas", ha subrayado Alierta en declaraciones a los medios congregados a la salida de la capilla ardiente, por la que también han pasado la Infanta Elena, una de las primeras personalidades en acudir esta mañana a despedirse del empresario.

Poco después de la Infanta Elena, se acercaron a la capilla ardiente el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, los ex ministros de Economía, Carlos Solchaga y Rodrigo Rato, la mujer de Francisco Álvarez Cascos, María Porto, y Paloma Segrelles, entre otros.

Además de familiares, amigos y personalidades de la política y la economía, durante la jornada de ayer pasaron por la capilla ardiente el sobrino del fallecido, Dimas Gimeno, director general de El Corte Inglés y principal candidato para sucederle en la presidencia, que llegó a la capilla ardiente acompañado de la viuda de Isidoro Álvarez y de Manuel Pizarro, actual adjunto a la presidencia de El Corte Inglés.

Isidoro Alvarez ingresó en el hospital el pasado día 10 aquejado de una insuficiencia respiratoria "que ha derivado en una crisis cardiaca inesperada", según ha señalado la firma.

El presidente de El Corte Inglés deja un grupo que elevó su beneficio un 6,2% en su último año fiscal, entre marzo 2013 y febrero de 2014, hasta los 174,3 millones de euros, con lo que rompió su tendencia de cinco años de caídas, marcadas por la crisis económica.

En su último discurso ante los accionistas el pasado 31 de agosto, Álvarez se marcó como reto dar el salto internacional en un "tiempo razonable" y llevar sus formatos de negocio a otros mercados.

"La dirección de la compañía seguirá promoviendo iniciativas de innovación y estímulo con la inestimable cooperación de nuestros proveedores. Y espera dar el paso de la internacionalización en un tiempo razonable", subrayó el directivo en ese momento, cuya compañía cuenta con centros en España y Portugal (Lisboa y Oporto).

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies