Almería.- El Juzgado de Vera desestima una demanda interpuesta por la constructora de El Algarrobico a Greenpeace

Actualizado 10/01/2009 14:14:37 CET

ALMERÍA, 10 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Vera (Almería) ha desestimado la demanda por coacciones, calumnias e injurias que Azata del Sol, la empresa constructora del hotel de El Algarrobico, construido en el Parque Natural de Cabo de Gata Níjar, interpuso contra una portavoz de la organización ecologista Greenpeace.

Según informó hoy esta organización en un comunicado, ayer les notificaron la desestimación de esta sentencia, que data del 27 de noviembre de 2008, en la que se acusaba a la responsable de campañas Greenpeace, María José Caballero, de los delitos de coacciones, calumnias e injurias.

Azata del Sol interpuso la querella a raíz del primer acto de protesta pacífico que Greenpeace realizó en El Algarrobico en noviembre de 2005, cuando colocó dos pancartas en las que podía leerse 'Hotel Ilegal' y 'Demolición'.

La sentencia dictada estima que tales actos no fueron causa de delito ni falta alguna, ya que fueron llevadas a cabo sin violencia, sin molestar a los trabajadores ni interrumpir su trabajo y tan sólo "mostraron su desacuerdo con las obras que en el lugar se estaban desarrollando".

En este sentido, Greenpeace aseguró que la justicia "está dando la razón una y otra vez a los que denunciamos la ilegalidad del hotel de El Algarrobico, lo que nos llena de satisfacción". Además, indicaron que La Junta de Andalucía y el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Marino y Rural "no pueden seguir de brazos cruzados mirando para otro lado, deben demoler el hotel de forma inmediata".