Publicado 07/12/2016 15:14CET

Piden 16 años y medio de prisión al acusado de apuñalar en la cara a un policía en Almería

ALMERÍA, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía Provincial de Almería va a solicitar penas que suman 16 años y seis meses de prisión para D.H.G., el hombre que el 19 de diciembre del pasado año fue detenido después de que asestara una puñalada en la cara a un agente de Policía Nacional al que amenazó de muerte, al igual que a su compañero.

Según recoge la calificación provisional, consultada por Europa Press, la pareja de agentes fueron requeridos a media tarde por la seguridad privada de la estación ante los "problemas" que el procesado estaba ocasionando a los viajeros que se encontraban en la terminal.

Tras identificarse debidamente con su placa y su carné profesional, los agentes solicitaron al acusado, que cuenta con antecedentes penales por atentado a la autoridad, que les mostrara los objetos que portaba en su mochila.

Fue en ese momento cuando, de acuerdo con el escrito de la Fiscalía, el hombre sacó "de forma sorpresiva y brusca" un cuchillo de cocina de acero de 12 centímetros y, con un movimiento "de gran agresividad" así como con "claro ánimo de causar la muerte", se abalanzó contra uno de los agentes al que apuñaló "con violencia" en el rostro.

El agente cayó al suelo "semiinconsciente" mientras sangraba "abundantemente" al tiempo que el acusado gritaba "te mato". Ante esto, el otro policía acudió "rápidamente" y conminó al procesado a soltar el arma, momento en el que "insistiendo en su actitud agresiva y violenta" y con "el mismo evidente menosprecio hacia el principio de autoridad", el acusado se dirigió empuñando el cuchillo contra él.

Así, al grito de "a ti también te mato", el acusado se habría enfrentado con el segundo agente, quien pudo finalmente reducir al procesado y proceder a su detención. El detenido ha sido acusado de un delito de homicidio en grado de tentativa, por el que se le piden 12 años de prisión, y otro de atentado, por el que se le reclama una pena de cuatro años y seis meses.

El fiscal también interesa una indemnización de 8.375 euros para el agente herido en la cara por las lesiones y las secuelas, ya que debido al ataque le ha quedado una cicatriz de seis centímetros en la mejilla derecha y la parálisis de un nervio facial.