Fiscalía de Jaén reclama tres años de cárcel por almacenar y distribuir archivos de pornografía infantil

   Sala De Vistas De La Audiencia De Jaén
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 16/12/2018 10:13:34CET

JAÉN, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

Un vecino de Jaén, D.F.M.L., de 42 años, se enfrenta a tres años de cárcel, que es lo que le solicita el Ministerio Fiscal tras acusarle de un delito de corrupción de menores tras intervenirle casi 1.400 archivos fotográficos y de vídeo, todos de contenido sexual, en los que aparecen menores de edad.

Los hechos, según recoge el escrito de calificación provisional al que ha accedido Europa Press, se remontan al 29 de septiembre de 2016 cuando por un auto dictado por el Juzgado de Instrucción número 1 de Jaén se acordó la entrada y registro en el domicilio del acusado, en Jaén capital.

El registro se hizo efectivo el 5 de octubre de 2016 y se intervino al acusado dos discos duros en los que tenía almacenados 1.361 archivos de imágenes, 25 de ellos de vídeo, en "los que aparecen menores de edad manteniendo contacto sexual entre sí o con adultos en los que aparecen exhibiendo sus órganos sexuales".

Además, los agentes se hicieron también con un teléfono móvil y un ordenador portátil con "multitud de archivo audio videográficos de contenido pedófilo". Desde estos dispositivos constaba el acceso a una plataforma "donde se produce el tráfico de archivos", quedando acreditado, según Fiscalía, que "se ha utilizado esta aplicación para subir archivos a la red, lo que encaja en el concepto de distribución de pornografía infantil".

De esta forma se pudo comprobar que el acusado en fecha 30 de junio de 2016 "colgó tres fotografías de indudable pornografía infantil apareciendo niñas de corta edad mostrando sus genitales" y apareciendo también un adulto en contacto con ellas. En otro de los archivos subido en julio, se muestran a dos menores manteniendo relaciones entre sí.

Junto a la pena de prisión, el Ministerio Fiscal reclama que se le imponga al acusado la pena durante seis años de inhabilitación especial para cualquier profesión u oficio, sea o no retribuido, que conlleve contacto regular con menores de edad.

El caso está pendiente todavía de señalamiento para la celebración del juicio.