Las pruebas de ADN confirman la identidad del cadáver localizado en julio en una finca de olivar de Jaén

Publicado 07/09/2019 11:04:34CET
Cartel con la desaparición de Miguel Ángel López
Cartel con la desaparición de Miguel Ángel López - EUROPA PRESS

JAÉN, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las pruebas de ADN han confirmado al cien por cien la identidad del cadáver localizado el pasado 9 de julio en una finca de olivar del término municipal de Jaén y que correspondería, como se barajó desde un primer momento, al joven colombiano Miguel Ángel López, desaparecido en octubre de 2018.

Según han informado desde la Policía Nacional a Europa Press, el cadáver, debido a su avanzado estado de descomposición, fue remitido a Madrid para una autopsia en profundidad. Las pruebas practicadas han determinado finalmente que el cadáver pertenecía "sin ningún género de duda" a Miguel Ángel López.

La última vez que su exmujer habló con Miguel Ángel fue el 14 de octubre para decirle que al día siguiente se quería llevar a sus dos hijos a la Feria de San Lucas, pero nunca llegó a recogerlos. A partir de aquí se pierde la pista de este joven que vivía en una habitación alquilada de un piso del barrio de Peñamefécit, en Jaén capital.

La madre de Miguel Ángel interpuso la denuncia en Colombia después de llevar un mes sin noticias de su hijo. Al día siguiente, el 13 de noviembre, su exmujer también denunció su desaparición en Jaén. Desde entonces pasaron ocho meses de investigaciones hasta que finalmente la Policía descubrió el cadáver nueve meses después de su desaparición.

Efectivos del Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas (GOIT) de la Policía Nacional desplazados desde Madrid fueron los que, con ayuda de un georradar, localizaron el cuerpo enterrado a un metro de profundidad en una finca de olivar del Puente Tablas, en Jaén capital.

Por estos hechos, y tras la localización del cadáver, se detuvieron cuatro personas aunque el titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Jaén decretó su puesta en libertad con cargos y con la imposición de medidas cautelares. Los detenidos tuvieron que entregar su pasaporte, y tienen prohibido salir del territorio nacional y además deben comparecer semanalmente en el juzgado.

Los cargos que se le imputan inicialmente en esta causa es homicidio e inhumación ilegal. Además de los cuatro detenidos que fueron puestos en libertad, hay una quinta persona presuntamente involucrada en la desaparición de Miguel Ángel López y a la que no hizo falta detener porque está en prisión por otros hechos ajenos a este caso.

Lo único que ha trascendido por el momento es que Miguel Ángel López falleció en el transcurso de una fiesta celebrada en su piso la noche del 14 de octubre y a la que asistieron las cinco personas que están siendo investigadas. Lo que ocurrió en esta fiesta es la incógnita que, según los responsables policiales, toca ahora despejar.

Dos de las cinco personas que están siendo investigadas en esta causa eran compañeros de piso de la víctima, mientras que los tres restantes asistieron a la fiesta donde supuestamente Miguel Ángel López perdió la vida.

Contador

Para leer más