Actualizado 07/11/2012 20:44 CET

El Servicio de Emergencias 112 gestiona cerca de 500 incidencias ocasionadas por el temporal en la provincia

JAÉN, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Servicio de Emergencias 112 Andalucía, dependiente de la Consejería de Justicia e Interior, ha gestionado cerca de 500 incidencias desde el pasado sábado ocasionadas por las lluvias y tormentas en la provincia jiennense.

Así se ha puesto de relieve en el transcurso de la reunión del Comité Asesor del Plan Provincial de Emergencia ante el Riesgo de Inundaciones, que se ha reunido este miércoles para evaluar los medios, recursos y procedimientos disponibles ante situaciones en que sea necesario activarlo, tal y como ha informado la Junta.

El encuentro ha sido presidido por la delegada del Gobierno andaluz, Purificación Gálvez, quien ha recordado que en estos días se han visto afectadas una treintena de carreteras, de las que nueve se han llegado a cortar y en otra, la A-4, hubo que cortar un carril en cada sentido. Además, ha detallado que, actualmente, se encuentran tres carreteras cortadas: la A-303, de Guarromán a Linares; la J-9007, de la A-312 a Miraelrío, y la JV-6022, de Castellar a la J-6220. Igualmente, se han registrado otras incidencias en caminos rurales, pistas forestales, entre otras infraestructuras.

La delegada de la Junta, que ha estado acompañada de los delegados territoriales de Fomento, Vivienda, Turismo y Comercio, Juan Antonio Sáez, y de Salud y Bienestar Social, Ángeles Jiménez, y junto al subdelegado del Gobierno, Juan Lillo, ha valorado que en estos días no ha sido necesaria la activación del Plan de Emergencias "y que todo se ha solventado con el trabajo coordinado de efectivos de la Junta, Gobierno central y Diputación, sin tener que lamentar, por otra parte, ningún daño personal o pérdida de vidas humanas".

El Plan Provincial de Emergencia ante el Riesgo de Inundaciones es el marco organizativo y funcional elaborado por la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía, con la participación de las distintas administraciones públicas para prevenir o, en su caso, mitigar las consecuencias de las inundaciones en el territorio provincial. "En definitiva, es un marco regulador ante estas emergencias que garantiza la respuesta de la Administración en su conjunto, de ahí la importancia de reuniones como la que hoy hemos celebrado para profundizar en la coordinación entre todas las instituciones y agentes que formamos parte de él en previsión de futuros casos en los que sea necesario activarlo", ha apostillado.

El plan pone el acento en una perspectiva integral de prevención, intervención y rehabilitación, con especial incidencia en la identificación de zonas de riesgo, en el establecimiento de una adecuada estructura organizativa y en el desarrollo de procedimientos coordinados entre las entidades y servicios implicados en actuaciones de prevención e intervención ante emergencias, asegurando una mayor eficacia y coordinación en la intervención de los medios y recursos disponibles.

PROYECTO DE INVESTIGACIÓN

En el transcurso de la reunión, Gálvez ha apuntado que se está trabajando con la Universidad de Jaén para la firma de un convenio para la ejecución de la segunda fase del proyecto de investigación sobre el desarrollo de un sistema de predicción de zonas inundables. En el año 2011 ya se desarrolló la primera y la siguiente permitirá continuar con el desarrollo de un sistema de predicción del balance hidrológico de la cuenca hidrográfica mediante el acoplamiento de un modelo meteorológico que permite la predicción de las precipitaciones.

Por último, el Comité Asesor ha recomendado que todos los municipios procedan a redactar sus planes de emergencia municipales para que queden perfectamente identificados los riegos que le afectan, así como los procedimientos más adecuados de respuesta.