4 de junio de 2020
 
Actualizado 03/07/2015 0:44:04 +00:00 CET

Junta abona el 90% de ayudas de urgencia social y suministros mínimos vitales del Decreto de Inclusión a ayuntamientos

María José Sánchez Rubio
EUROPA PRESS/PARLAMENTO

Sánchez Rubio recuerda que el 99,2% de los ayuntamientos andaluces también van a recibir fondos del Programa de Ayuda a la Contratación

SEVILLA, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha asegurado este jueves en el Parlamento que el Gobierno andaluz ya ha abonado el 90 por ciento de las ayudas contempladas en el Programa de Suministros Mínimos Vitales y Prestaciones de Urgencia Social y que están siendo ya distribuidas desde los municipios. Estas nuevas prestaciones, incluidas en el Decreto-Ley de Medidas Extraordinarias y Urgentes para la Inclusión Social, se gestionan a través de los ayuntamientos y cuentan con una dotación de 6,5 millones de euros.

Este programa está diseñado para ayudar a abonar los suministros básicos (agua y luz) y el equipamiento esencial de la vivienda, como muebles o reparaciones básicas, o necesidades urgentes de alimentación y vestido o el pago del alquiler. Se otorgan en función del número de desempleados del municipio, que recibe entre los 3.900 euros y los 52.000 euros.

Sánchez Rubio ha recordado además que el 99,2 por ciento de los ayuntamientos andaluces también van a recibir fondos del Programa de Ayuda a la Contratación, otro de los planes contemplados en el Decreto-Ley, que cuenta con un Presupuesto de 40 millones de euros y permitirá emplear a alrededor de 25.000 personas.

Estos contratos, que se realizarán con las debidas garantías laborales y su correspondiente cotización a la seguridad social tendrán una duración de entre 15 días y tres meses y se realizarán trabajos de interés para la comunidad y que mejoren la empleabilidad de los beneficiarios.

"Este programa persigue combatir las situaciones de exclusión social que, con motivo de la crisis económica, se están dando en muchos hogares andaluces", ha afirmado Sánchez Rubio. Con esa perspectiva, en la adjudicación de los contratos se dará prioridad a las unidades familiares con todos sus miembros en paro, las familias numerosas de las que formen parte menores de edad, las personas con discapacidad o en situación de dependencia y a las familias monoparentales y víctimas de violencia de género con hijos a cargo.

"El Programa de Ayuda a la Contratación es la herramienta más potente del Decreto-Ley de Inclusión a través del Empleo y Medidas Extraordinarias de Solidaridad, que en total beneficiará a más de 160.000 personas", según ha remarcado la titular de la Consejería. Este nuevo decreto destina unos recursos adicionales de más de 64 millones de euros a paliar el impacto de la crisis económica en los colectivos más vulnerables de la población andaluza.