El CITA pone en marcha cinco nuevos proyectos de la convocatoria 2018 I+D+i Retos de Investigación

Publicado 01/09/2019 13:09:36CET
El CITA pone en marcha 5 nuevos proyectos de la convocatoria 2018 I+D+i Retos de Investigación.
El CITA pone en marcha 5 nuevos proyectos de la convocatoria 2018 I+D+i Retos de Investigación. - GOBIERNO DE ARAGÓN

ZARAGOZA, 1 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA) pone en marcha cinco proyectos correspondientes a la convocatoria 2018 de iniciativas de I+D+i 'Retos Investigación' del programa Estatal de I+D+i orientado a los Retos de la Sociedad del Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017-2019.

Estos trabajos tendrán una duración de 1 a 4 años y están financiados por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, la Agencia Estatal de Investigación, y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). Los proyectos estudiarán aspectos de interés para la agricultura y ganadería de Aragón en las áreas de Hortofruticultura, Sanidad Vegetal, Economía Agroalimentaria y de los Recursos Naturales y Suelos y Riegos.

Los proyectos de la unidad de Hortofruticultura son: 'Variabilidad en fisiopatias postcosecha en dos colecciones nacionales de Germoplasma de Melocotonero y patrones Prunus de nueva generación', cuya coordinadora es Celia M. Cantín (ARAID), y entre cuyos objetivos está el desarrollo de herramientas de mejora para la selección de nuevas variedades de melocotonero y patrones Prunus, así como el estudio de los mecanismos que controlan la calidad del fruto y la sensibilidad a fisiopatías postcosecha; y 'Enfoque integrado para la optimización de la mejora genética del almendro', de la investigadora María José Rubio-Cabetas quien continuará con el programa de mejora genética del almendro con el fin de obtener nuevo material vegetal eficiente.

Por una parte, la obtención de portainjertos para almendro que controlen el vigor y que sean tolerantes a las enfermedades del suelo y, por otra parte, la obtención de variedades de almendro que muestren un buen comportamiento agronómico adaptadas a los nuevos sistemas de cultivo, que posean un amplio abanico de tolerancia a enfermedades con alta calidad de fruto.

MECANISMOS DE INFECCIÓN Y DESARROLLO

'Mecanismos que median en las infecciones y gama de huéspedes en Xanthomonas arborícola y de desarrollo de estrategias de control de la enfermedad' es el proyecto que llevará a cabo la investigadora de la unidad de Sanidad Vegetal, Ana Palacio. En este proyecto se profundizará en los mecanismos de infección y desarrollo de protocolos de detección de tres de las enfermedades causadas por la especie Xanthomonas arborícola y que afectan a cultivos de importancia económica para la agricultura de España.

En la unidad de Economía Agroalimentaria y de los Recursos Naturales el proyecto subvencionado trata sobre: 'Análisis de la adopción de tecnologías no destructivas y uso del etiquetado nutricional preciso por parte del consumidor' y será desarrollado por Tiziana de Magistris.

El objetivo principal de este proyecto es explorar la adopción, por parte de los consumidores, de nuevas tecnologías portátiles no destructivas y el uso de etiquetado nutricional preciso que defina exactamente las cantidades de cada nutriente con base científica en comparación con las etiquetas nutricionales ya existentes en el mercado y también examinar la aceptación de tecnologías no destructivas en el punto de compra directa.

MOVIMIENTO DE NUTRIENTES EN SISTEMAS DE REGADÍO

Por último, la unidad de Suelos y Riegos realizará el 'Estudio de las vías de movimiento de nutrientes en sistemas de regadío para su sostenibilidad medioambiental' que llevará a cabo Farida Dechmi.

Este proyecto persigue mejorar el cálculo del balance de agua en áreas regadas mediante la incorporación de metodologías basadas en datos detallados de campo; cuantificar las concentraciones de nitrógeno y fósforo en los diferentes flujos del agua dentro del sistema de regadío y establecer la distribución espacio-temporal de las concentraciones y masas de nutrientes en el sistema; y evaluar modelos de cultivo con esta información para crear herramientas de modelización que puedan proporcionar directrices de manejo para reducir la contaminación de las masas de agua receptoras.