El PAR pide una línea de ayudas extraordinaria para reparar caminos rurales dañados por riadas y tormentas

Lucía Guillén
EUROPA PRESS
Publicado 30/07/2018 12:42:52CET

ZARAGOZA, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

El grupo del Partido Aragonés (PAR) en las Cortes autonómicas ha presentado una proposición no de ley que solicita al Gobierno de la Comunidad que cree una línea extraordinaria de ayudas para la reparación de caminos rurales dañados por las riadas de esta primavera, así como por las fuertes tormentas de agua y granizo de mayo, junio y julio.

La diputada del PAR, Lucía Guillén, ha explicado en rueda de prensa que esta línea estaría destinada en exclusiva a los municipios afectados por las citadas inclemencias meteorológicas, que se encuentran principalmente en la provincia de Zaragoza, y algunos en el sur de la provincia de Huesca, con el objetivo de permitir que el acceso a campos de labor, fincas y cultivos.

Según ha recordado, su partido ha solicitado en varias ocasiones la limpieza del cauce del río Ebro ya que en los últimos años las riadas ordinarias están produciendo daños como si se tratase de avenidas extraordinarias, donde no solo resultan afectados los cultivos, sino también otras infraestructuras y caminos.

En este sentido, ha indicado que el Gobierno de Aragón ha aprobado ya un decreto, pero está destinado a indemnizaciones. Por su parte, la Diputación Provincial de Zaragoza, que es la que suele actuar en la reparación de caminos rurales, aprobó el pasado mes de mayo 1,5 millones de euros para una convocatoria de ayudas destinada esta finalidad.

Sin embargo, el dinero se ha distribuido "para todos los ayuntamientos de la provincia sin tener en cuenta el grado de daños sufrido por cada municipio en particular" tras las riadas y tormentas, ha detallado la diputada del PAR, que ha indicado que el 40 por ciento de la cuantía total "se ha repartido de forma lineal" y el 60 por ciento restante "según la superficie de los municipios".

CANTIDADES ÍNFIMAS

Guillén ha precisado que hay muchos municipios de la ribera del Ebro que primero han sufrido daños por las inundaciones y luego por las tormentas de primavera y principios de verano y sus caminos están "gravemente afectados", pero "han recibido cantidades ínfimas" de la DPZ, mientras "se ha ayudado a municipios que no han sufrido daños extraordinarios".

La parlamentaria ha comentado que, por su parte, las corporaciones locales han de hacer frente a reparaciones en infraestructuras municipales "y esto hace difícil que puedan llegar a todo" ya que "no tienen presupuesto suficiente".

Asimismo, ha manifestado que los municipios "ya tienen la valoraciones y saben qué montante les hace falta" y por eso ha estimado que el Gobierno de Aragón "tiene que colaborar y recomponer esas infraestructuras viarias que dan servicio a los agricultores", quienes ven como esta situación "complica su labor en el día a día".