Publicado 22/04/2016 13:01CET

Trabajadores del Observatorio de la Discapacidad reclaman la concertación de 77 plazas

Protesta de trabajadores del Observatorio Aragonés de la Discapacidad.
EUROPA PRESS

ZARAGOZA, 22 Abr. (EUROPA PRESS) -

Trabajadores del Observatorio Aragonés de la Discapacidad y la Parálisis Cerebral han protestado este viernes, día 22, ante la sede del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) en Zaragoza para reclamar la concertación de 77 plazas y el pago de 2 millones de euros que afirman les adeuda el Gobierno de Aragón.

En declaraciones a Europa Press, el gerente de la Fundación Discapacitados Intelectuales de las Fuentes (ADISLAF), Francisco López, ha explicado que el Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) es la entidad responsable de concertar las plazas de atención a las personas con discapacidad en centros de día, ocupacionales y residencias.

"Tenemos 77 plazas sin concertar desde hace varios años. Lo que pedimos es que se concierten en un plazo corto porque esta dejación de la obligación del Gobierno de Aragón está provocando graves problemas en los centros", ha precisado Francisco López.

En este punto, ha incidido en que el Gobierno autonómico debe al sector 2 millones de euros de los años 2013, 2014 y 2015. Esta cantidad la sacan de las facturas de las atenciones que las organizaciones no gubernamentales han hecho de las personas con discapacidad en la Comunidad y que tendrían que haber sido costeadas por el Gobierno aragonés.

"Desde el año 2013 que se hizo la última gran regularización de plazas sin concertar nosotros hemos ido acogiendo todas las necesidades", ha subrayado Francisco López, quien ha incidido en la necesidad de que se pague "con urgencia" las cuantías demandadas, puesto que la falta de concertación de plazas afecta al servicio.

Ante esta situación, ha reclamado que el Gobierno de Aragón vaya haciendo, año tras año, una previsión de plazas al igual que se hace en Educación, para que "ninguna persona con discapacidad" tenga un problema de plazas concertadas.

Para trasladar estas reivindicaciones al IASS familiares de personas con discapacidad y trabajadores del Observatorio han acudido a la sede de dicho instituto vestidos como 'cobradores del frac' para reclamar la deuda.