Actualizado 06/06/2020 12:31:33 +00:00 CET

Asturias defiende su "rigor" al informar del número de fallecidos frente al "desfase" de otras CCAA

Adrián Barbón
Adrián Barbón - FACEBOOK DEL GOBIERNO DE ASTURIAS

Sigue en directo la última hora sobre el coronavirus en España y en el mundo

OVIEDO, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno asturiano, el socialista Adrián Barbón, ha defendido este sábado el "rigor" del Principado al informar del número de fallecidos que son casos COVID-19. Ha dicho que sus datos coinciden prácticamente con los que se registran en los informes de Vigilancia de Mortalidad Diaria (MoMo) del Instituto Carlos III.

Frente a esa coincidencia, Barbón ha dicho que en otras comunidades autónomas se produce un "desfase" de "miles de personas". Según Barbón, en Asturias son "extremadamente rigurosos" con este asunto y siempre dan datos incluso por encima de los que informa el Ministerio de Sanidad.

"No como otras comunidades autónomas que están intentando ocultar el número de fallecidos o que, incluso, ahora lo sabemos, ordenaron que los usuarios de residencias de mayores no pudieran acceder a los hospitales", ha dicho Barbón en lo que se ha interpretado como una crítica hacia la gestión de la Comunidad de Madrid.

El dirigente socialista asturiano ha ofrecido una rueda de prensa telemática este sábado en la que ha sido preguntado por el dato de fallecidos con el que él trabajaba, dado que al menos tres fuentes oficiales, la del Ministerio, la del Gobierno asturiano o la del Observatorio de Salud de Asturias señalan cifras diferentes.

Ha admitido que el "baile de números" puede generar confusión, pero ha insistido en que desde el Gobierno de Asturias siempre se comprometieron a decir la verdad. Desde Asturias, ha explicado, son tan "rigurosos" que incluso consideran víctimas a las personas que en el momento de fallecer ya han superado la enfermedad. "Nunca estamos ocultando muertos, jamás damos cifras por debajo de las del Ministerio", ha dicho Barbón.

El presidente de Asturias ha comparecido este sábado con una mascarilla quirúrgica puesta. Ha explicado que lo hacía porque la sala era pequeña, porque había gente, porque salía de una reunión y porque en el futuro va a ser necesario acostumbrarse a usar mascarillas.