Medio Ambiente pone en servicio el sistema de depuración del agua en la ría del Eo

DEPURADORA DEL EO
GOBIERNO DE ASTURIAS
Publicado 03/11/2018 14:37:17CET

OVIEDO, 3 Nov. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, ha visitado este sábado el sistema de saneamiento de la ría del Eo, que ha entrado en servicio tras culminar los trabajos de la segunda fase del proyecto y una vez incorporados los vertidos de Vegadeo a la nueva estación depuradora.

La última parte de esta obra ha supuesto una inversión de 3.554.603 euros que, sumados a los 4.346.199 de la fase ejecutada en 2017, y a los 4.482.595 que costó la depuradora, suponen un desembolso total de 12.383.400 euros. Según ha informado el Principado en nota de prensa, la actuación cuenta con financiación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder).

La directora general de Calidad Ambiental, Paz Orviz, ha explicado ante los alcaldes de Vegadeo, César Álvarez, y Castropol, José Ángel Pérez, que, una vez concluidos los trabajos, el sistema traslada los efluentes -caudales de agua residual- a una estación depuradora, de nueva ejecución, que mejora la calidad del agua y posibilita su vertido final a la ría, de acuerdo con la normativa comunitaria actual.

El sistema de saneamiento está formado por 28 kilómetros de conducciones en gravedad o en impulsión que, partiendo de los puntos bajos, ubicados en los puertos de Castropol y Figueras, y en la desembocadura del río Suarón, en Vegadeo, confluyen en la depuradora. En total, consta de nueve bombeos ubicados en Castropol, Aldeanova, Vilavedelle, Figueras, Donlebú, Tol, La Linera, Brul y Vegadeo.

UN PROYECTO EJECUTADO EN VARIAS FASES

La magnitud de las intervenciones planteadas en el proyecto ha obligado a dividirlas en distintas fases. Así, el pasado otoño finalizaron las obras de la estación depuradora de la ría, equipada para tratar los caudales correspondientes a 6.000 habitantes, con la posibilidad de llegar, en caso necesario, hasta 12.000. La Consejería de Medio Ambiente ha encomendado al Consorcio de Aguas de Asturias (Cadasa) la explotación de la planta y de los bombeos, reforzando así el papel de este organismo en el occidente de Asturias.

En la misma fecha concluyeron también las actuaciones de saneamiento previstas en el primer segregado, que consistieron en la ejecución de los colectores, las impulsiones y las instalaciones de control y bombeo próximas a la depuradora y que confluyen en ella, entre la población de Castropol, al norte, y el núcleo de Vilavedelle, al sur.

Desde entonces, se han construido los colectores, impulsiones e instalaciones de control y bombeo que recogen los efluentes de Vegadeo, al sur, y de Figueras y Barres, al norte, para conducirlos a la red. Además, se han habilitado cuatro aliviaderos-bombeos para Vegadeo, Figueras, Donlebún y Tol, y dos estaciones más de bombeo en La Linera y Brul.