Inaugurado el renovado abastecimiento de Requejada

Inauguración de la renovación del abastecimiento en Requejada
GOBIERNO DE CANTABRIA
Publicado 21/12/2018 17:56:29CET

POLANCO, 21 Dic. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta del Gobierno de Cantabria y consejera de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social, Eva Díaz Tezanos (PSOE), junto con la alcaldesa de Polanco, Rosa Díaz (PRC), ha inaugurado este viernes la renovación del abastecimiento de agua en la localidad de Requejada y ha anunciado tres obras de mejora en el saneamiento para 2019.

Las obras de renovación del abastecimiento en Requejada han estado cofinanciadas al 60%-40% por el Gobierno de Cantabria y el Ayuntamiento y han supuesto una inversión de 162.000 euros.

TRES NUEVAS OBRAS DE SANEAMIENTO EN POLANCO

Por otra parte, las obras anunciadas por Díaz Tezanos para 2019 en Polanco están en trámite administrativo y juntas suman una inversión total de casi 180.000 euros, según ha avanzado el Gobierno.

Así, el próximo año se licitará y ejecutará, con una inversión total de unos 134.000 euros, el acondicionamiento de la red de saneamiento del polígono La Venta en Rumoroso, por el procedimiento de cofinanciación entre el Gobierno y el ayuntamiento (60/40), que va a separar las redes fecales de las fluviales.

Díaz Tezanos ha detallado que el proyecto, que ha sido redactado por los técnicos municipales y revisado por los técnicos de la Subdirección de Aguas de la Dirección General de Medio Ambiente del Gobierno regional, ya tiene las autorizaciones de la Demarcación de Carreteras y de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico, por lo que se va a licitar de manera inmediata.

Además, el Gobierno de Cantabria va a realizar otras dos actuaciones, a través de la empresa pública MARE, con una inversión de más de 45.000 euros, y que permitirán la mejora de la red de saneamiento en Ramales junto al colegio La Milagrosa, que pondrá fin a los vertidos que iban directos al río, y la otra actuación mejorará el saneamiento en el polígono Polinbesa, que vertía las aguas a la zona de pradería próxima, ha informado en un comunicado el Ejecutivo.

Estas dos últimas actuaciones se llevarán a cabo con fondos procedentes del acuerdo que se suscribió con la sociedad GHK, del Consorcio de Residuos de Guipúzcoa.

Durante el acto de inauguración de la obra de Requejada, la vicepresidenta ha ratificado el "compromiso" del Ejecutivo con la prestación de unos servicios públicos "de calidad a todos los ciudadanos y ciudadanas de Cantabria independientemente de donde vivan".

Además, ha destacado la "total colaboración" llevada a cabo con el Ayuntamiento de Polanco a lo largo de esta legislatura.

Por su parte, la alcaldesa de Polanco y también diputada regional ha destacado el valor de estas obras que, según ha dicho, "igual no lucen tanto como otras, pero que los vecinos echan en falta cuando hay cortes como este verano".

También ha puesto en valor el sistema de cofinanciación con el Ejecutivo para sacar adelante proyectos mediante la colaboración entre administraciones.

LA RENOVACIÓN DEL ABASTECIMIENTO EN REQUEJADA

La obra inaugurada hoy, finalizó en noviembre y consiste en una nueva canalización que, según el Ejecutivo, "modernizará" el servicio y "pondrá fin a los frecuentes cortes ocasionados por roturas puntuales en la red de suministro debido a su antigüedad y a la presión del servicio de agua".

Además, tal y como ha explicado la vicepresidenta, se ha procedido a la construcción de las acometidas para la conexión de 65 nuevas viviendas.

Para ello, se ha sustituido la tubería principal con una longitud de 980 metros y los ramales interiores del núcleo de Requejada, incluyendo las tomas a todas las viviendas de la zona, a través de otros 735 metros de tuberías. En total, se han instalad 1.715 metros de tubería.

La vicepresidenta ha explicado que la obra ha sido "compleja" porque discurre prácticamente en todo su recorrido por la acera en la que están ubicados todos los servicios que reciben las viviendas (saneamiento, telecomunicaciones y el saneamiento, entre otros), y porque se tenía que seguir garantizando el suministro mientras se ejecutaba la infraestructura.