Publicado 04/10/2017 17:42CET

Osoro pide no "explotar" la "viña del señor" por intereses personales y "abrir caminos" para no recurrir a las "armas"

Entrevista de Europa Press al arzobispo de Madrid, Carlos Osoro
EUROPA PRESS

MADRID, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El cardenal arzobispo de Madrid, el cántabro Carlos Osoro, en su nueva carta semanal 'Comunica esperanza desde una cultura abierta y que engendra la paz' ha pedido no "explotar" ni apropiarse de la "viña del señor" por intereses personales y abrir "caminos nuevos que eliminen de este mundo la tentación de utilizar las armas".

Así, el arzobispo ha utilizado la parábola de la viña par reflexionar sobre el egoísmo y el uso de la fuerza. "¿Acaso no representa a todo lo que Dios ha creado y puso al servicio de los hombres para que nosotros lo cuidásemos? Estropeamos la viña cuando la explotamos mirando solo nuestros intereses personales porque unos pocos nos hacemos dueños de la misma y somos capaces de someter a quien sea al gusto personal, no importándonos utilizar la fuerza".

"Por eso, compartir la esperanza; construir una cultura abierta en la que nadie sobra y hacemos sitio a todos --especialmente a quienes más lo necesitan--, y tener siempre los brazos abiertos con el mismo gesto de Jesucristo en la Cruz, para proteger y hacer crecer la paz, es la gran tarea que nos propone el Señor", ha añadido.

En la misma línea, el prelado ha pedido que se utilice la palabra de Dios como ejemplo para "cuidar todo lo creado". "Nunca abandonemos a quien nos ha revelado el rostro de Dios y del hombre, a quien nos ha dicho con palabras y obras cómo hemos de mantener lo que fue creado y cómo hemos de buscar siempre construir la familia de los hijos de Dios. Juntos, abramos caminos nuevos que eliminen de este mundo la tentación de utilizar las armas que utilizaron los obreros de la viña: 'Apalearon a uno, mataron a otro, y a otro lo apedrearon'", ha manifestado.

"Buscar solamente intereses personales o de grupo nos lleva a vivir en guerras, divisiones y exclusiones, a crear más espacios de pobreza y, en definitiva, robar la dignidad de la persona humana", ha subrayado.

COMUNICAR ESPERANZA, TRABAJAR POR LA CULTURA ABIERTA Y BUSCAR LA PAZ

En su escrito, Osoro aconseja tres actitudes para "no dañar la viña del señor". La primera es comunicar esperanza con la Biblia. "No nos desanimemos en nuestras llamadas a la conciencia. No seguiríamos los pasos de Jesucristo si no supiéramos llevar nuestra esperanza en todas las situaciones. Por eso, trabajar por la causa de Dios no es solo advertir carencias y peligros, es sobre todo enseñar a vivir con la firme confianza de quien sabe que cuenta con la victoria de Cristo. Comuniquemos esperanza", ha manifestado.

La segunda actitud es trabajar por hacer posible la cultura abierta. "Hay una respuesta anhelada en todas las culturas, en lo más profundo de ellas, que nos une a toda la humanidad y respeta la riqueza de la diversidad, abriéndonos a la riqueza de la verdadera humanización. Esto crea cultura abierta", ha explicado Osoro.

La última actitud propuesta por el arzobispo es la de trabajar por la paz. "La paz es un don de Dios, y este don de Dios depende de las relaciones del hombre con él. ¿Podremos los hombres encontrar la paz si no tomamos conciencia de la necesidad de reconciliarse con Dios y con el prójimo tal y como nos lo manifiesta Jesucristo?", ha concluido.

Para leer más