Personas con daño cerebral lamentan que en C-LM solo haya 24 plazas para 20.000 afectados

Presidenta de ADACE, Ana Cabellos
CORTES C-LM
Actualizado 13/11/2018 15:41:13 CET

TOLEDO, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Daño Cerebal Sobrevenido (ADACE) de Castilla-La Mancha ha lamentado que el único centro de rehabilitaicón para los afectados por esta discapacidad --el Instituto Enfermedades Neurologicas de Castilla La-Mancha-- cuente sólo con 24 plazas cuando, según datos del 2008, en la región hay más de 20.000 personas afectadas.

"Esa falta de recursos y el no saber qué hacer con esas personas provoca que muchos de los afectados jóvenes con secuelas severas, personas de 40 años, estén en residencia de mayores porque no hay otro sitio donde tenerles".

Así lo indicado la presidenta de ADACE, Ana Cabellos, que ha acudido este martes a la comisión Permanente no Legislativa para las Políticas Integrales de la Discapacidad, en las Cortes de Castilla-La Macha, para relatar los problemas de este colectivo, para el que ha demandado una estrategia regional, dotada de memoria económica, pues tal y como reza el lema de la asociación "una vida salvada merecer ser vivida con dignidad".

Cabellos ha iniciado su intervención explicando que el daño cerebral sobrevenido son secuelas causadas por una lesión súbita en el cerebro por algo externo --accidente de tráfico, laboral o un golpe -- o interna, como un ictus. "La sociedad conoce a los afectados por las causas, pero no las consecuencias que es lo realmente discapacitante", ha indicado Cabellos, que ha añadido que en el caso de Castilla-La Mancha el 89 por ciento de los más de 20.000 afectados sufren dependencia.

Los problemas de estos afectados se inician en la fase hospitalaria, pues según la responsable de ADACE, a los familiares no se les informa de lo que va a pasar cuando llegan a casa. "Es a partir de recibir el alta cuando empiezan los complicaciones".

"Si se tiene suerte pueden conseguir rehabilitación intensiva, que tendría que ser de un mínimo de 7 u 8 meses. Pero no hay recursos", ha advertido Cabellos, que ha recordado que el Instituto de Enfermedades Neurológicas de Castilla-La Mancha abrió sus puertas en 2011, "una mala época", con tan solo 24 plazas, "claramente insufiientes y el compromiso de ampliarlas".

"Pero no se ha aumentado y los criterios de ingreso son muy restrictivos y hace que no reciban la rehabilitación que requieren", ha explicado la responsable de ADACE, que ha indicado que ante la falta de rehabilitación que ofrece la Administración es la asociación la que asume esta labor "pero no a la velocidad deseable".

Y es que Cabellos ha explicado que por medio de ocho centros en toda la región, ADACE atiende a 750 personas, muchas de ellas con "pluridiscapacidad", la mayoría de ellos a nivel congnitivo, hasta el punto de que los afectados tienen que volver a aprender a leer, a escribir o a relacionarse con su entorno, porque se olvidan incluso de quiénes son sus familiares.

Por todo ello, ha reclamado al Gobierno regional agilidad en la elaboración de la Estrategia Regional de Atención al Daño Cerebral, que ha prometido la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez que, entre otras cuestiones, ofrezca un tratamiento homogéneo para acabar con las diferencias que existen entre las provincias. De igual modo, ha reclamado que dicha estrategia vaya acompañada de una memoria económica. "No se puede hacer una documentación que nos supone mucho trabajo si no hay dinero".

CONVENIO COLECTIVO Y LA SUBIDA DEL SMI

Desde ADACE también han alertado de las consencuencias que para las organizaciones del llamado tercer sector va a tener con la negociació del XV convenio colectivo y la subida del SMI, reclamando para ello a la administación una mayor atención.

Junto a la presidenta de ADACE ha comparecido Lucía Rodríguez, una joven de 33 años que ha relatado la dureza del daño sufrido, sobre todo cognitivo, desde que hace 15 años sufrió un accidente de tráfico.

Oportunidades laborales y recursos suficientes para tener una vida "lo más independiente posible", son algunas de las peticiones que ha reclamado a los diputados regionales a fin de dejar de tener un "futuro incierto".

LA EMPATÍA DE LOS GRUPOS

Los representantes de los tres grupos parlamentarios, David Llorente (Podemos), José Luis Escudero (PSOE) y Cortes Valentín (PP) han mostrado empatía con las representantes de ADACE, pues los familiares de algunos de ellos han sufrido daño cerebral sobrevenido.

De igual modo han coincidido en la necesidad de agilizar esa Estrategia Regional de Atención al Daño Cerebral Sobrevenido, comprometida por el Gobierno regional, y para la que aún no existe fecha, según ha confirmado Cabellos.

Contador