Actualizado 11/04/2012 13:22 CET

Wert no concreta el recorte de 3.000 millones en Educación pero recuerda los ajustes en cooperación territorial y becas

  José Ignacio Wert
EUROPA PRESS

MADRID/TOLEDO, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, ha eludido en un par de ocasiones, durante la sesión de control al Gobierno en el Congreso, responder al diputado del PSOE, Mario Bedera, sobre cómo va a afectar el recorte de 10.000 millones de euros a la educación, de los que se estima que 3.000 afectarán a este área. No obstante, ha reconocido que en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2012 se han reducido programas educativos de cooperación territorial, y, aunque se mantienen las becas de idiomas, éstas se han reorientado.

"No reducimos el número de becas. Se mantienen pero orientándolas a la inmersión lingüística en el propio país, en vez de hacer viajes a Australia y Nueva Zelanda, y evidentemente algunos programas de cooperación territorial se han visto reducidos", ha insistido el titular de Educación.

En cuanto al gasto público educativo, Wert ha señalado que corresponde al Ministerio "ser selectivo y priorizar" y que así lo ha hecho con las becas y con las ayudas. En este sentido, ha criticado al PSOE por "intentar confundir a la sociedad" al explicar que se están reduciendo estas ayudas al estudio. "Mantenemos las mismas cuantías previstas en los presupuestos anteriores", ha reiterado.

COMPETENCIA AUTONÓMICA

Así, ha explicado que el grueso del gasto público educativo está transferido a las comunidades autónomas "de tal suerte" que el impacto relativo del recorte en los presupuestos se limita al 0,6 por ciento del gasto público educativo total del país.

Bedera, en la formulación de su pregunta, cuestionaba al ministro por el "brutal" recorte que va a sufrir la educación, un calificativo que Wert, en cambio, ha achacado al compromiso de la reducción del deficit público al incumplirlo en un 78 por ciento. "Esto sí es una desviación brutal y como hay esa desviación es evidente que estamos obligados a una austeridad y eficiencia máxima en el gasto público", ha apostillado.

Con todo ello, el ministro ha insistido en que va a desarrollar una política educativa "orientada a la calidad y a la excelencia", que combine "al máximo eficacia y eficiencia", que sea "austera y rigurosa", porque "no puede ser de otra manera", y que combata el abandono escolar temprano y el fracaso escolar.

Por su parte, el exsecretario de Estado y diputado socialista ha reprochado al ministro el ajuste presupuestario del 22 por ciento a la Educación en los PGE, que incumbe a su juicio, entre otros puntos, la reducción en los programas de cooperación territorial, en las becas y en las ayudas al estudio.

EL PSOE: "HAN MENTIDO"

En cuanto a las becas, Bedera ha insistido en el recorte impuesto por el Gobierno de 166 millones de euros, además de los ajustes a las becas para el estudio de idiomas, préstamos de renta, la supresión del 66 por ciento de las ayudas a los libros de texto, entre otros recortes en los PGE.

"No son presupuestos austeros sino confiscatorios. Mintieron cuando dijo Rajoy que no tocarían educación y sanidad. No ajustan las cuentas de educación sino que ajustan las cuentas con un modelo que no va a aguantar otro recorte más. Mi grupo le exige saber dónde van a estar esos 10.000 millones de recorte", ha reiterado.