Publicado 30/11/2017 18:25CET

CyL ejecutó el 100% de los 18,5 millones del FCI y cumplió con carácter general respecto a la naturaleza de los gastos

Con una dotación total de 18,6 millones de euros, sufrió una reducción del 11% en relación a 2014

VALLADOLID, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

Castilla y León ejecutó el cien por cien del Fondo de Compensación Interterritorial y cumplió con carácter general la legalidad respecto a la naturaleza de los gastos, según se recoge en el informe sobre los expedientes justificados al FCI durante 2015 presentado por el Consejo de Cuentas en las Cortes regionales tras su aprobación en su última sesión plenaria y que ha sido incluido en el Plan Anual de Fiscalizaciones de 2016.

Los objetivos del informe sobre el FCI, fiscalización a realizar por mandato legal, son la verificación del grado de ejecución de los proyectos y su adecuada contabilización, así como la legalidad de las actuaciones realizadas por los gestores en lo que respecta a la naturaleza de los gastos realizados y a las modificaciones de los proyectos inicialmente aprobados.

El FCI se destina a financiar gastos de inversión en los territorios comparativamente menos desarrollados, que promuevan directa o indirectamente la creación de renta y riqueza, habiéndose comprobado en el presente informe que los gastos certificados son elegibles.

En términos globales, en el ámbito nacional se ha mantenido la dotación del FCI de 2015 en relación con el ejercicio precedente, cifrada en 432 millones de euros. El porcentaje de participación de Castilla y León sobre el total del FCI fue del 4,3%, ocupando el octavo lugar entre las comunidades beneficiarias.

Castilla y León ejecutó el 100% de los proyectos de 2015, cuya dotación total fue de 18.588.120 euros, lo que supone una reducción del 11% respecto al año anterior.

Como opinión resultante del informe, el Consejo constata que, con carácter general, se cumple la legalidad respecto de la ejecución de los proyectos FCI en 2015 en lo que respecta a la naturaleza de los gastos realizados.

Se mantienen debilidades de control interno relacionadas con la gestión del FCI detectadas en las fiscalizaciones anteriores. La Comunidad lleva una contabilidad separada de los proyectos individuales, pero no en cuanto a superproyectos.

No obstante, se ha publicado en la página web de la Junta de Castilla y León un manual de procedimiento para la gestión y control de los proyectos financiados.

Respecto de los derechos reconocidos, su contabilización ha sido adecuada, con una salvedad en infraestructuras agrarias.

EVOLUCIÓN

En Castilla y León las dotaciones vuelven a decrecer por séptimo año consecutivo. La disminución global registrada desde 2003 asciende al 72,7%, diferenciándose dos etapas.

Entre 2003 y 2008 el importe asignado fue incrementándose, pasando de los 68 millones de euros en 2003 a los 85 millones en 2008, lo que representó un incremento del 24,8%. Desde entonces la tendencia se invierte y las asignaciones disminuyen con una reducción acumulada del 78,2%.

Los recursos financieros asignados a la financiación de proyectos de infraestructuras viarias han pasado de 49,2 millones de euros en 2003 a 2,4 millones en 2015, lo que supone un descenso del 95% en dicho período.

En infraestructuras agrarias la variación negativa ha sido del 76%, al comparar la dotación de 15 millones de euros de 2003 con la del ejercicio 2015, de 3,6 millones.

Finalmente, los proyectos de infraestructuras sanitarias y de infraestructuras para la educación, con dotaciones desde 2009, reducen sus asignaciones en el 48% y el 64%, respectivamente, en la variación acumulada hasta 2015.