Actualizado 02/03/2021 18:04 CET

Puente considera que este 8M "no es el momento de salir a la calle" y apuesta por actos "simbólicos"

VALLADOLID, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha insistido este martes en pedir "prudencia" ante las posibles convocatorias de manifestaciones el próximo 8 de marzo, Día de la Mujer, pues ha considerado que este año "no es el momento de salir a la calle" y menos de manera masiva, de modo que ha apostado por actos "simbólicos" y colocar "enseñas" en los balcones.

Así lo ha expresado Puente en declaraciones recogidas por Europa Press, en las que también ha insistido en la pregunta de "por qué solo se pone en cuestión el derecho de manifestación" cuando se ejerce para defender la igualdad entre hombres y mujeres, ya que durante el último año "nadie" le ha preguntado por la oportunidad de otras manifestaciones, como la que se hizo con coches por la avenida de Salamanca en mayo, las que había en la calle General Ruiz con una "exhibición de banderas", ni cuando se han movilizado autónomos, hosteleros, o el mundo de la cultura.

Tras defender que el derecho de manifestación sigue vigente y que "no se puede renunciar" a reivindicar que "ésta sea una sociedad verdaderamente igualitaria", ha recalcado que es el momento de "la máxima prudencia" y no de "aglomeraciones y manifestaciones de masas", de modo que espera que el 8M se celebre "con la máxima prudencia y la máxima contención".

En este sentido, el alcalde socialista ha apostado por la celebración el próximo lunes del 8M "lo menos posible en la calle" y con actos "simbólicos" o seguir propuestas como la colocación de enseñas en los balcones.

El alcalde socialista ha considerado que parece que "sólo se cuestiona" el derecho de manifestación cuando se va a ejercer para reivindicar la igualdad entre mujeres hombres, algo que a su juicio supone "un problema muy serio", porque "nunca antes se ha cuestionado en otras ocasiones".

SEMANA SANTA

En la misma comparecencia, el alcalde de Valladolid ha reiterado la posición de su Ayuntamiento ante la próxima Semana Santa, que comienza el viernes 26 de marzo, con la idea de "intentar dentro de las posibilidades si no lo ponen muy, muy, muy, muy complicado, hacer lo posible por mantener el espíritu de la Semana Santa vivo".

Así, se trabaja para desarrollar actos compatibles con la salud y la seguridad de las personas, por lo que con respeto a las medidas sanitarias se podría celebrar el Pregón de la Semana Santa y algún acto "estático" como el Sermón de las Siete Palabras", todo ello "de la mano de las cofradías".

Para leer más