Supremo ratifica cinco años de cárcel a los 'Reyes de la Rondilla' por tráfico de drogas

Publicado 20/06/2015 13:40:39CET

VALLADOLID, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo ha resuelto no admitir los recursos de casación de Yassin D.B. y Jorge C.A, más conocidos como los 'Reyes de la Rondilla', que fueron condenados a un conjunto de penas que suman casi cinco años y medio de cárcel por dedicarse al menos desde 2013 a traficar con marihuana y hachís en el referido barrio y los de La Victoria y Pajarillos.

El auto del Alto Tribunal, al que tuvo acceso Europa Press en fuentes jurídicas, supone la confirmación de la sentencia dictada por la Audiencia de Valladolid en noviembre de 2014, que impuso la pena más dura a Yassin D.B., tres años y nueve meses de prisión y 700 euros de multa, por un delito de tráfico de drogas de las que no causan grave daño a la salud en el tipo agravado de empleo de violencia, y un año y medio de privación de libertad y 500 euros de multa a Jorge C.A. por idéntico delito, pero sin agravación de uso de medios violentos.

La Sección Segunda de lo Penal fundamentó entonces el fallo condenatorio de Yassin y Jorge, a quienes el fiscal solicitó seis y cuatro años de prisión, respectivamente, en la declaración incriminatoria prestada por tres testigos protegidos, "sin que consten datos objetivos que avalen posible intereses espúreos en sus testimonios, ni relaciones de enemistad que justificasen" tales manifestaciones.

Por contra, la Audiencia vallisoletano absolvió del referido delito a un tercero de los acusados, Hernán Enrique C.B, para quien el fiscal había pedido dos años de prisión, "al no haber podido probarse que colaborara con Yassin en la venta de hachís y marihuana, ni que llevase a cabo transacciones a terceros de tales sustancias".

Los tres encausados, con edades de entre 21 y 24 años, fueron detenidos el 18 de septiembre de 2013, fruto de las investigaciones que desde hacía cinco meses venían realizando integrantes del Grupo VIII de la Brigada Provincial de Policía Judicial y en cuyo curso los agentes llegaron a la convicción de que se dedicaban a la venta de sustancias, marihuana y hachís, especialmente en el barrio de La Rondilla, sobre todo tras haber presenciado distintas operaciones en plena calle en días distintos.

'CAMELLOS' MENORES DE EDAD

El fallo condenatorio consideró probado que incluso Yassin extorsionaba a numerosos chavales, algunos de ellos menores, para que vendieran sustancias estupefacientes que les proporcionaba, inicialmente a cambio de una pequeña suma de dinero pero a quienes después imponía la venta de cupos determinados y obligaba a abonar su valor, de entre 1.500 y 2.000 euros, aún cuando no hubiera logrado vender la mercancía en su totalidad.

Para amedrentar a sus 'camellos', Yassin no dudaba incluso en amenazar a sus familiares. De hecho, el condenado, quien solía exhibir armas de fuego y blancas, nunchacos o gaseadores, advirtió a uno de ellos de que de no seguir sus órdenes tirotearía su casa y causaría daño a su familia.

En el marco de las pesquisas, la policía registró el 18 de septiembre de 2013 los domicilios de los sospechosos en el número 6 de la calle Virgen de la Saleta y el número 7 de Serafín, en el barrio de La Rondilla, y se incautaron de numerosos efectos para la confección y distribución de la droga, junto con un total de 85,6 gramos netos de marihuana con un valor de 399 euros.

Para leer más