Publicado 21/01/2022 17:07

Andorra reduce el período de confinamiento y vigilancia por contacto de Covid-19

El ministro andorrano de Salud, Joan Martínez Benazet
El ministro andorrano de Salud, Joan Martínez Benazet - SFG

Los cambios en los protocolos quieren dar respuesta al comportamiento de ómicron

ANDORRA LA VELLA (ANDORRA), 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

Andorra reduce nuevamente los períodos de confinamiento y vigilancia de los contactos de positivo por Covid-19, así como para realizarse una prueba diagnóstica.

Los cambios entrarán en vigor este próximo lunes, según ha informado el ministro de Salud, Joan Martínez Benazet, en rueda de prensa este viernes en la que se han actualizado los datos sanitarios.

En caso de ser contacto de positivo sin presentar síntomas y habiendo recibido las dos dosis de la vacuna --o haciendo menos de seis meses de haber superado la enfermedad--, se deberá hacer vigilancia pasiva: extremar las medidas de precaución, usar mascarilla de tipo FFP2 y evitar todos los contactos posibles durante dos días y luego realizarse un test rápido de antígenos.

En caso de que sea negativo, se mantendrá la vigilancia pasiva por otros siete días, de tal manera que el período de vigilancia será de nueve días desde el contacto y no de diez como establece el protocolo anterior.

Los contactos no inmunizados y sin síntomas deberán cumplir un primer aislamiento de 48 horas y luego someterse a una TMA --equivalente a la PCR--, y si el resultado es negativo, se mantendrá el confinamiento por otros dos días y se realizará un test al cuarto día.

Si el resultado vuelve a ser negativo, se podrá dejar el aislamiento, pero manteniendo una vigilancia pasiva por otros tres días.

CON SÍNTOMAS

Para los contactos que presenten síntomas, se requiere aislamiento y someterse a un test de antígenos, y si el resultado es negativo se realizará una TMA al momento.

Si el resultado sigue siendo negativo y se está inmunizado --con doble vacuna o con una dosis y haber superado la enfermedad en los seis meses anteriores-- se deberá realizar una vigilancia pasiva durante siete días.

Si no se está inmunizado, se deberá realizar un aislamiento domiciliario por cuatro días desde el último contacto y realizarse un último test antes de levantar el confinamiento, y si se mantiene negativo se deberá seguir una vigilancia pasiva por otros tres días.

EN RESPUESTA A LA ÓMICRON

Los casos positivos siempre deberán hacer aislamiento por siete días y luego seguir en vigilancia pasiva tres días más.

Martínez Benazet ha explicado que los cambios en los protocolos buscan dar respuesta al comportamiento de la variante ómicron, con una infección más rápida que las variantes previas.

MÁS DE 33.000 CASOS

Este viernes se ha llegado a los 33.025 diagnósticos desde el inicio de la pandemia y se registran un total de 27.872 altas médicas y 144 defunciones con Covid-19.

De esta manera, se contabilizan 5.009 casos activos, ocho de ellos ingresados en el Hospital Nostra Senyora de Meritxell, donde cinco pacientes se encuentran en la UCI y con ventilación mecánica.

Hasta la fecha se han administrado un total de 151.860 dosis de vacuna contra la Covid-19, haciendo que el 81,8% de la población mayor de 16 años y el 68,4% de la de entre 12 y 15 años tenga la pauta completa.

Más información