Barcelona estudia responsabilidades penales del Ministerio del Interior por su actuación en el CIE

Jaume Asens, tras la reunión para hacer frente común contra el CIE
EUROPA PRESS
Actualizado 18/07/2016 14:26:48 CET

Han pedido la autorización judicial para inspeccionarlo y ordenarán el precinto si hay internos

BARCELONA, 18 Jul. (EUROPA PRESS) -

El teniente de alcalde de Barcelona Jaume Asens ha asegurado este lunes que el Ayuntamiento ha pedido a sus servicios jurídicos estudiar si la respuesta del Ministerio del Interior ante la orden de cese de actividad del Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) podría implicar responsabilidades penales: "Hay que ver si la desatención de órdenes puede tener algún tipo de responsabilidad penal".

Tras una reunión con miembros del Govern, el Parlament y entidades para abordar el asunto y escenificar su unidad de acción contra el CIE, Asens ha explicado que el consistorio ya ha pedido a los juzgados la autorización para inspeccionar el centro y comprobar si vuelve a tener internos.

A preguntas de los periodistas, ha dicho que estas autorizaciones suelen tramitarse pronto, por lo que previsiblemente recibirán la respuesta en los próximos días.

El Ayuntamiento ha pedido esta autorización judicial después de haber enviado en dos ocasiones a inspectores al CIE sin que se les permitiera el acceso al centro, que reabrió hace dos semanas tras ocho meses en obras y pese a la orden de cese de actividad emitida por el Ayuntamiento por no contar con la licencia adecuada ni con las medidas de seguridad necesarias.

Sobre las actuaciones si los juzgados deniegan la autorización para inspeccionar el CIE, Asens ha dicho que existen otros medios para comprobar si ya hay internos en el centro --ha señalado que no tienen pruebas fehacientes de que hayan internado a un hombre, como informaron fuentes policiales el jueves--, como a través de órdenes judiciales de internamiento, entre otras alternativas.

Ha avisado de que si comprueban que hay internos, el Ayuntamiento fijará una fecha para el precinto dando tiempo al Ministerio "para organizarse para evacuar a las personas", y ha advertido de que, si el Ministerio no acepta esta orden de precinto, también pedirán una autorización judicial.

MADRID Y VALENCIA

Tras calcular que esta cuestión podría estar resuelta en 15 días o máximo un mes, dependiendo de la respuesta de juzgados y Ministerio, Asens ha destacado que otras ciudades también están analizando vías para cerrar estos centros, entre las que ha citado Valencia y Madrid.

Ha criticado la "situación de desconexión del Ministerio del Interior con la legalidad municipal" y ha señalado que esta es una situación sin precedentes al tratarse de un establecimiento público, tras lo que ha explicado que en la reunión han propuesto organizar una movilización ciudadana para visibilizar el rechazo al CIE.

Han asistido al encuentro la alcaldesa, Ada Colau; el conseller de Justicia de la Generalitat, Carles Mundó; la presidenta del Parlament, Carme Forcadell; la Síndica de Greuges de Barcelona, Maria Assumpció Vilà; representantes de los grupos municipales de CiU, ERC, PSC y la CUP; el decano del Colegio de la Abogacía de Barcelona (Icab), Oriol Rusca; y miembros de las entidades SOS Racisme, Tanquem el CIE y Migra Studium, entre otros.