Actualizado 06/06/2009 18:15 CET

Finalizan los vuelos de prueba en el aeropuerto de Lleida-Alguaire

LLEIDA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

Las pruebas oficiales de vuelo en el aeropuerto de Lleida-Alguaire a cargo de la empresa británica Cobham Flight Inspection finalizan hoy después de llevarse a cabo desde el miércoles.

Los vuelos, para los que Aena contrató a la compañía británica, especializada en la puesta a punto de aeropuertos, sirven para calibrar el funcionamiento de la instalación y ajustar los sistemas de navegación.

Los pruebas han controlado los nuevos sistemas de ayuda a la navegación aérea instalados en el aeropuerto de Lleida-Alguaire, así como las maniobras y procedimiento de aproximación, aterrizaje y despegue. El objetivo es verificar que la señal en el espacio emitida es adecuada a los parámetros de calidad y tolerancia.

Aena tenía previsto iniciar las pruebas el martes, pero avisó a la Generalitat que se aplazaba al día siguiente por problemas técnicas del avión. Sin embargo, el avión británico aterrizó por sorpresa procedente de Reus en el aeródromo ilerdense tras reparar una avería para dejar parte del material. Las pruebas oficiales se iniciaron el miércoles.

El aeropuerto de Lleida-Alguaire abrirá en noviembre con la posibilidad de operar 16 vuelos diarios y con ayudas del Govern a las líneas aéreas por cada viajero que transporten, como ya ocurre en Girona y Reus, donde las operadoras ingresan entre uno y tres euros por viajero. Las ayudas las otorgará el consorcio del aeropuerto, en el que la Generalitat participa con un 51%.

En los próximos meses se completarán los acabados en la infraestructura, se definirá el modelo de gestión pública/privada del aeropuerto, se iniciará un concurso para encontrar una empresa concesionaria y se cerrarán acuerdos con diversas compañías aéreas. La infraestructura, que prevé recibir 400.000 pasajeros anuales, ha comportado una inversión de 90 millones de euros.